Exempleados de Amazon demanda por discriminación

Una exgerente de Amazon Inc. en Everett y otros cuatro exempleados y empleados demandaron a la compañía por discriminación racial y de género y represalias.

Una exgerente de Amazon Inc. en Everett y otros cuatro exempleados y empleados demandaron a la compañía por discriminación racial y de género y represalias.

Diana Cuervo, colombiana de 40 años, dijo en la demanda que su supervisor Christopher Stoia hizo comentarios denigrantes sobre su acento y su herencia latinoamericana cuando ella estaba a cargo de las operaciones de entregas en una instalación de robótica de Amazon, reportó The Daily Herald. Cuervo es colombiana.

La demanda presentada en el tribunal federal en Seattle dice que Stoia hizo comentarios como los latinos apestan y le advirtió que sería despedida si se quejaba ante el departamento de recursos humanos.

Ninguno de los presuntos incidentes ocurrió en un sitio monitoreado por cámaras, dice la demanda.

Cuervo dio además que ella trabajó con muchos hombres blancos que tenían cargos más jerárquicos y mejores salarios que ella y que enfrentó constantes cuestionamientos sobre sus calificaciones para el puesto, aunque ella tiene una maestría.

No se pudo contactar a Stoia, de 36 años, dijo The Daily Herald. Una cuenta en LinkedIn de un empleado de Amazon con ese nombre en el área de Seattle parecía haber sido borrada.

Amazon, Inc. rechazó las acusaciones de Cuervo y las otras cuatro demandas, todos representados por el bufete Wigdor Law con sede en Nueva York.

Estamos realizando investigaciones exhaustivas de cada uno de esos casos no relacionado, como hacemos con todos los incidentes, y no hemos encontrado evidencia alguna que respalde las acusaciones, dijo el vocero de Amazon Brad Glasser,que añadió que la compañía no tolera discriminación ni hostigamiento.

La demanda dice que Cuervo acudió a recursos humanos con sus quejas, pero que la compañía no hizo nada. Un alto funcionario de recursos humanos se reunió con ella para discutir el asunto y permitió que Soia estuviese presente, dice la demanda.

Amazon respondió que esas reuniones fueron para discutir asuntos de rendimiento y que no se mencionaron quejas de discriminación.

Cuervo fue despedida más adelante y se le dijo que era porque ella había permitido que un conductor de camión sacase un remolque vacío de la estación, aunque a ella se le dijo más tarde que el conductor estaba asignado a un edificio diferente contiguo, dijo.

Amazon entonces le pidió que devolviese unos 20.000 dólares que se le pagaron a ella desde que comenzó en agosto del 2020 cuando ella buscó representación legal contra su despido, dice la demanda.

Una de las otras cuatro demandas fue presentada también en la corte federal en Seattle. Las otras tres fueron presentadas en Arizona, California y Delaware, de acuerdo con el diario The Washington Post, propiedad del director general de Amazon, Jeff Bezos.