Escasez de vacunas complica plan sanitario en Bolivia

Bolivia suspendió el martes la vacunación masiva en varios centros médicos de La Paz por escasez de inyecciones un día después de poner en marcha ese plan, mientras las autoridades se enzarzaban ...

Bolivia suspendió el martes la vacunación masiva en varios centros médicos de La Paz por escasez de inyecciones un día después de poner en marcha ese plan, mientras las autoridades se enzarzaban en una polémica sobre la disponibilidad del fármaco.

El Ministerio de Salud informó que esta semana le correspondía la inmunización a ancianos mayores de 80 años previamente registrados. Sin embargo, el inicio fue caótico, con mensajes contradictorios de las autoridades, falta de vacunas y demoras en la entrega en medio de una latente amenaza por el ingreso de la variante de Brasil por la extensa frontera con ese país.

Jorge Martínez, un jubilado de 80 años, se retiró molesto de la fila, en tanto que otros ancianos todavía hacían cola, algunos con bastón y otros con caminadores metálicos, a pesar de un aviso en el Seguro Petrolero que decía que la vacunación se reprogramará en otra fecha debido a la escasez del inmunizante.

Dicen que tenemos que estar atentos a cuando lleguen las vacunas", señaló Martínez a The Associated Press en La Paz. "Esto es una chacota (burla) señor.

El ministro de Salud, Jeyson Auza, dijo el martes que desde febrero llegaron 948.000 dosis en su mayoría de la china Shinopharm y de las que sólo han sido usadas un 34%.

Hay disponibilidad de vacunas, el gobierno distribuyó a los Servicios Departamentales de Salud (SEDES), afirmó en rueda de prensa. Los SEDES dependen de las gobernaciones, varias de las cuales no responden al partido de gobierno. La vacunación debe avanzar de acuerdo a la disponibilidad del fármaco, según las autoridades.

Las estadísticas del Ministerio de Salud no están actualizadas. En muchos municipios hay problemas de acceso al Internet para introducir la información. La cantidad de vacunas que nos entregaron no alcanza, se quejó Marcelo Ríos, secretario de Salud de la Gobernación de Santa Cruz en el oriente boliviano.

El gobierno contrató la compra de 16 millones de dosis para una población vacunable de 8 millones de personas mayores de 18 años, pero hasta la fecha sólo llegaron 948.000 dosis. Para fines de marzo se esperaba un lote de 1,7 millones de dosis de la vacuna rusa Sputnik V, pero el proveedor ruso demorará la entrega debido a la gran demanda mundial, según funcionarios.

La semana pasada llegó una nueva partida de 200.000 dosis y no se anunció hasta el martes sobre nuevos arribos.

Bolivia acumulaba hasta ahora 275.392 contagios y 12.344 decesos. Las autoridades sanitarias anunciaron para la próxima semana la llegada de resultados de 33 pruebas enviadas a Brasil y Argentina para confirmar o descartar la circulación en territorio boliviano de la nueva variante brasileña que según los expertos es más contagiosa.