Berlín reabre centros culturales pese a repunte de virus

los boletos serán limitados y podrán adquirirse únicamente en línea.

los boletos serán limitados y podrán adquirirse únicamente en línea.

Si la cifra supera 100 por tres días consecutivos, los museos cerrarán de nuevo.

Bajo el plan de Berlín, tras adquirir sus entradas en internet los visitantes tendrán que registrar sus nombres al entrar al edificio. Sólo se permitirá un visitante por cada 40 metros cuadrados (430 pies cuadrados), y todos deberán usar cubrebocas y adherirse a los estándares de higiene y distanciamiento social.

El martes, la tasa nacional de infecciones era de 83,7 por cada 100.000 residentes y un anticipado repunte en las cifras en Berlín y la mayor parte de Alemania obligaría a los museos a cerrar nuevamente sus puertas.

Además del Pergamon y su Museo del Antiguo Cercano Oriente donde Geismeier limpió el lunes la cabeza de Puzur-Ishtar, gobernante de la ciudad de Mari, en Berlín reabrieron la Antigua Galería Nacional, la Galería James Simon y el Museo Neues.

Otros centros culturales planean hacer lo mismo, para deleite de muchos.

Luego que la Filarmónica de Berlín anunció la semana pasada que abrirá para un concierto este mes, los boletos se agotaron en minutos, dijo un vocero a la agencia noticiosa alemana dpa.

La Filarmónica quiere permitir hasta 1.000 espectadores para un concierto dirigido por Kirill Petrenko el sábado, mientras que Daniel Barenboim dirigirá Las bodas de Fígaro en la í“pera Estatal de Berlín en el boulevard Unter den Linden el 2 de abril.

Los conciertos son parte de un proyecto piloto que incluye nueve presentaciones en los teatros Volksbuehne y Berliner Ensemble de la ciudad, la í“pera Estatal y otros recintos entre el 19 de marzo y el 4 de abril.

Todos los visitantes, así como los actores, músicos y otros trabajadores, deberán hacerse una prueba de coronavirus el día del evento en centros específicamente designados y mostrar evidencia de un resultado negativo junto con su tarjeta de identificación y boleto personalizado para poder entrar.

Tal proyecto piloto es único en Alemania, dijo Klaus Lederer, senador municipal para cultura. Con suerte, es una contribución con miras a que puedan hacerse visitas tranquilas a eventos culturales de nuevo, lo antes posible.