Video muestra arresto de periodista de AP en Myanmar

Un video del arresto del periodista de The Associated Press Thein Zaw muestra cuando este fotografiaba a agentes de seguridad de Myanmar tratando de dispersar una protesta, tras lo cual los guardias l...

Un video del arresto del periodista de The Associated Press Thein Zaw muestra cuando este fotografiaba a agentes de seguridad de Myanmar tratando de dispersar una protesta, tras lo cual los guardias lo rodean rápidamente, le aplican una llave al cuello y lo esposan.

Las autoridades presentaron cargos el miércoles a Thein Zaw y a otros cinco miembros de la prensa por violar una ley de orden público, y podrían ser sentenciados a tres años de cárcel.

El video del sábado empieza mostrando a Thein Zaw de pie en una calle tomando fotos de docenas de agentes de seguridad que arremeten contra una protesta contra el reciente golpe de estado en Myanmar. La protesta ocurre en el lugar donde los descontentos se han congregado últimamente en Yangón, la mayor ciudad del país asiático.

Los policías empiezan a correr hacia Thein Zaw, quien trata de escapar. Por lo menos siete agentes lo rodean y le aplican la llave al cuello, empujándolo y poniéndole las esposas. Otro policía, con un altavoz en mano, se lo lleva sujetándolo por las esposas.

Algunos policías llevan palos, mientras otros parecen portar pistolas o armas automáticas.

Las fuerzas armadas de Myanmar derrocaron al gobierno elegido de Aung San Suu Kyi en un golpe de estado el 1 de febrero. Desde entonces han estallado protestas pacíficas en todo el país, que las fuerzas seguridad tratan de dispersar con gases lacrimógenos, perdigones de goma y balas reales. Gran cantidad de manifestantes han sido arrestados.

Los periodistas arrestados pertenecen a los medios Myanmar Now, Myanmar Photo Agency, 7Day News, Zee Kwet y un freelancer.

Tin Zar Oo, el abogado de Thein Zaw, indicó que los seis están acusados de violar la ley contra todo el que cause temor entre el público, disemine noticias falsas o fomente directa o indirectamente un delito contra un empleado público.