EEUU: Apoyo por desempleo en su nivel más bajo en 3 meses

El número de estadounidenses que solicitó subsidios por desempleo cayó significativamente la semana pasada, un indicio de que los despidos podrían haber disminuido, aunque la cifra de solicitantes...

El número de estadounidenses que solicitó subsidios por desempleo cayó significativamente la semana pasada, un indicio de que los despidos podrían haber disminuido, aunque la cifra de solicitantes continúa a un nivel históricamente elevado.

Las solicitudes de apoyo se redujeron en 111.000 respecto a la semana previa a 730.000 ajustadas estacionalmente, informó el jueves el Departamento del Trabajo. Es la cifra más baja desde finales de noviembre y el declive semanal más pronunciado desde agosto. Sin embargo, antes de la llegada de la pandemia a Estados Unidos en marzo pasado, el número de solicitudes semanales de subsidios por desempleo nunca había rebasado las 700.000.

Las cifras más recientes coinciden con un mermado mercado laboral que ha avanzado poco en los últimos tres meses. Las contrataciones promediaron sólo 29.000 al mes desde noviembre a enero. A pesar de que la tasa de desempleo se ubicó en 6,3% durante el primer mes del año, un parámetro más amplio que incluye a personas que dejaron de buscar trabajo indica que la cifra es más cercana al 10%.

En total, 19 millones de personas estaban recibiendo subsidios por desempleo al 6 de febrero, un incremento respecto a los 18,3 millones de la semana previa. Aproximadamente tres cuartas partes de los beneficiarios están recibiendo cheques de los programas federales, incluyendo programas que brindan asistencia por desempleo más allá de las 26 semanas que otorgan la mayoría de los estados.

El descenso en las solicitudes la semana pasada se concentró en dos estados, California y Ohio, donde la cifra se redujo a 96.000 entre ambos. Las autoridades de Ohio habían dicho este mes que el incremento de solicitudes se debió en parte a un aumento de posibles peticiones fraudulentas. Ahora eso parece haberse disipado.

El sistema de California opera de manera quincenal, lo cual puede hacer que sus datos semanales sean disparejos.

Las devastadoras tormentas invernales y apagones de este mes en Texas y algunos estados vecinos también podrían haber afectado los procesos de solicitud y procesamiento de algunas peticiones. Las solicitudes de asistencia por desempleo se redujeron en una sexta parte en Texas, a cerca de 35.000.

Sin embargo, la reducción de solicitudes de la semana pasada fue generalizada, luego que 36 estados y el Distrito de Columbia reportaron que menos personas pidieron subsidios. Eso deja entrever que los empleadores podrían estar recortando menos puestos de trabajo.

El descenso podría esar indicando un punto de inflexión para las condiciones del mercado laboral, dijo Nancy Vanden Houten, economista principal en Oxford Economics.