DuPont Co. y Chemours acuerdan resolver disputas judiciales

Dupont Co. y su empresa derivada Chemours han acordado resolver las disputas judiciales sobre responsabilidades ambientales por contaminación relacionada con sustancias químicas ligadas a un mayor r...

Dupont Co. y su empresa derivada Chemours han acordado resolver las disputas judiciales sobre responsabilidades ambientales por contaminación relacionada con sustancias químicas ligadas a un mayor riesgo de cáncer y otros problemas de salud.

El memorando de entendimiento obligatorio fue anunciado el viernes poco más de un mes después de que la Corte Suprema de Delaware ratificara la desestimación de una demanda, según la cual DuPont había minimizado gravemente el costo de las responsabilidades ambientales fincadas a Chemours cuando DuPont separó en 2015 a su ex unidad de sustancias químicas especializadas.

Las sustancias químicas en cuestión son conocidas como perfluoroalquilos y polifluoroalquilos (PFAS). Incluyen ácido perfluorooctanoico (APFO), antes utilizado en la producción de teflón y actualmente en espuma antiincendios, ropa repelente al agua y muchos otros artículos domésticos y personales. Algunas veces se les describe como sustancias químicas eternas debido a su longevidad en el ambiente.

El memorando resuelve disputas judiciales originadas de la derivación de la empresa y establece un acuerdo para compartir costos y una cuenta de garantía para un posible legado futuro de responsabilidades por PFAS resultantes del proceder previo al 1 de julio de 2015.

DuPont, Chemours y Corteva, una compañía independiente que cotiza en bolsa que fue la división agrícola de DowDuPont, también aceptaron resolver alrededor de 95 casos pendientes, así como otros asuntos no presentados, en el litigio multidistrital relacionado con PFOA en Ohio. El acuerdo por 83 millones de dólares será dividido en partes casi iguales entre las tres compañías. No incluye un caso que resultó en un veredicto de jurado por 50 millones de dólares en marzo en el que DuPont presentó apelación.

El veredicto de Ohio derivó de una demanda colectiva que implicó a unos 80.000 habitantes de Ohio y Virginia Occidental que bebieron agua contaminada con descargas de sustancias químicas de la instalación Washington Works de Dupont cerca de Parkersburg, en Virginia Occidental.

Más de 3.500 demandantes individuales que sufrieron alguna de las seis enfermedades vinculadas a los PFOA emprendieron sus casos por daño personal contra DuPont. Esos casos están centralizados en una corte federal en Ohio.

Después de tres juicios en los que los jurados emitieron veredictos a favor de los demandantes, DuPont aceptó en 2017 un acuerdo para zanjar los restantes poco más de 3.500 casos.