Arizona: Muertes de migrantes, las más altas en una década

Una agrupación que rastrea la ubicación de cadáveres de personas que trataron de cruzar la frontera entre Arizona y México registró 227 decesos en el 2020, la cifra más alta en una década tras ...

Una agrupación que rastrea la ubicación de cadáveres de personas que trataron de cruzar la frontera entre Arizona y México registró 227 decesos en el 2020, la cifra más alta en una década tras el verano más caliente y seco en la historia del estado.

El récord anterior era de 224 muertes, registrado en el 2010, según el proyecto realizado por la oficina forense del condado Pima en Tucson y la agrupación humanitaria Humane Borders.

El aumento de las medidas de seguridad en California y Texas en años recientes ha llevado a los migrantes a tratar de cruzar por zonas más peligrosas en Arizona, sin acceso fácil a agua y alimentos. Grupos humanitarios como No More Deaths dejan jarras de agua y otros suministros en lugares desérticos con la esperanza de salvar vidas en una región donde se han registrado casi 3.400 muertes de migrantes desde el 2004.

A pesar del aumento en los fallecimientos, las cifras de detenciones realizadas por la Patrulla Fronteriza apuntan a que la cantidad de personas que han tratado de cruzar la frontera por Arizona en realidad ha disminuido en casi 50% en los últimos 10 años.

Fueron detenidos 131.759 migrantes entre el 1 de octubre del 2018 y el 30 de septiembre del 2019 en los sectores Yuma y Tucson de la Patrulla Fronteriza, que abarcan toda la frontera con Arizona, en comparación con más de 248.624 en los mismos 12 meses del 2008 al 2009.

Expertos en el tema estiman que habrá otra ola de migrantes de Guatemala, Honduras y El Salvador que tratarán de cruzar la frontera este año debido a los recientes huracanes en Centroamérica y el ascenso a la presidencia estadounidense de Joe Biden, tras cuatro años de duras políticas migratorias bajo Donald Trump.

Irse al norte seguirá siendo considerado una opción, expresó Andrew Selee, presidente del grupo no partidista Migration Policy Institute, en un artículo en noviembre en la revista Americas Quarterly. El presidente electo Joe Biden ha prometido hacer las cosas de otro modo, tratando con dignidad a los migrantes y a los solicitantes de asilo.

Selee advirtió que los cambios de política abruptos podrían animar a muchos centroamericanos a ir en masa a la frontera estadounidense.

El doctor Greg Hess, director forense del condado Pima, y Michael Kreyche, coordinador de mapeo de Humane Borders, han dicho que, en su opinión, el aumento en el número de decesos se debe al inusitado calor y sequía que imperaron en la zona en el 2020.

El Servicio Nacional de Meteorología en Phoenix indica que la temperatura promedio fue de casi 43 grados centígrados (110 grados Fahrenheit) en julio y casi 43,8 grados C (111 grados F) en agosto, convirtiendo a este verano en el más caluroso en la historia para esa región. Las temperaturas altas de Phoenix suelen ser similares a las registradas en el Desierto de Sonora en el norte de México, dicen expertos.

El servicio de meteorología afirmó que, además, julio y agosto de este año fueron los más secos en la historia local.

Si bien algunos restos humanos hallados en la zona eran esqueletos incompletos y desgastados por el clima, lo que indica que los decesos eran más antiguos, hubo muchas más muertes recientes en el 2020 que en años previos, indicó el doctor Bruce Anderson, antropólogo forense que trabaja para la oficina forense del condado Pima.

Algunos funcionarios y expertos en la zona cerca de la frontera de Arizona, incluyendo el recién retirado jefe policial del condado Santa Cruz Tony Estrada, han afirmado que, en su opinión, la construcción de la barrera fronteriza ha obligado a los migrantes a tratar de cruzar por lugares más peligrosos.

___

Anita Snow está en Twitter como: twitter.com/asnowreports.