Perú: presidente anuncia sanciones por muertes en protesta

El presidente peruano Francisco Sagasti anunció el jueves que su gobierno sancionará a los policías que usaron armas de fuego en la represión de una protesta de trabajadores agrícolas que dejó t...

El presidente peruano Francisco Sagasti anunció el jueves que su gobierno sancionará a los policías que usaron armas de fuego en la represión de una protesta de trabajadores agrícolas que dejó tres muertos.

Por su parte, el ministro del Interior, José Elice, indicó a la radio local RPP que él es el único responsable político por las muertes pero aclaró que no ordenó que se usaran armas letales. Esto simplemente no puede ocurrir, sostuvo.

La víspera los manifestantes bloquearon una vía del norte del país y arrojaron piedras a la policía en rechazo a una ley que aumentó su jornal en 2,5 dólares cuando solicitaban un incremento de 8,5 dólares.

La ley tampoco satisfizo a los empresarios agroexportadores que consideran que el aumento afectará a unas 2.000 empresas y unos 200.000 empleos.

Sagasti dijo en su cuenta de Twitter que convocará a un acuerdo de trabajadores y empresarios para debatir el futuro del sector agropecuario.

Dos personas murieron por heridas de armas de fuego, una de ellas era un adolescente de 16 años. El tercer fallecido era un paciente de cáncer que viajaba en un autobús que quedó varado en la carretera por el bloqueo.

Las protestas de trabajadores agrícolas por mejores remuneraciones, las más fuertes en 20 años, comenzaron a inicios de diciembre cuando un trabajador murió en un enfrentamiento con los agentes.

La policía peruana está bajo el escrutinio de la opinión pública por las reiteradas muertes de manifestantes que quedan impunes.

En casi dos décadas han muerto más de 159 peruanos en choques con la policía durante manifestaciones sociales. Ningún agente ha sido sancionado por estas muertes, de acuerdo con la Coordinadora Nacional de Derechos Humanos, una reconocida organización local que realiza un conteo de las víctimas y de los resultados de los procesos judiciales.

En Perú existe un fuerte descontento entre los miles de trabajadores agrícolas cuyos jornales son muy bajos mientras la agroexportación florece gracias a una protección estatal que reduce los impuestos que se aplican a otros tipos de negocios, incluso a las microempresas.

En Perú existen unos 300.000 trabajadores agrícolas y el país es el primer exportador mundial de arándanos. Las exportaciones agrícolas, que en su mayoría van a Europa, Estados Unidos y China, totalizan unos 3.000 millones de dólares anuales.