EEUU: Exsenador advirtió sobre el coronavirus antes de morir

Antes de morir de COVID-19 la semana pasada, el exsenador de Alabama, Larry Dixon, habló con su esposa de 53 años desde su cama en el hospital y le pidió que transmitiera una advertencia.

Antes de morir de COVID-19 la semana pasada, el exsenador de Alabama, Larry Dixon, habló con su esposa de 53 años desde su cama en el hospital y le pidió que transmitiera una advertencia.

Querida, nos equivocamos. Bajamos la guardia, recordó el doctor David Thrasher, un neumólogo y amigo de Dixon.

Lo último que le dijo fue: ˜Gaynel, te amo. Tenemos que decirle a la gente que esto es real™, dijo Thrasher.

Dixon, de 78 años, falleció el viernes de problemas derivados del coronavirus. Thrasher dijo que su viejo amigo había sido consciente, con máscaras y distanciamiento social. Pero se reunió con amigos en un restaurante local para conversar y fumar puros. Tres personas en esa reunión se enfermaron, dijo Thrasher.

Thrasher dijo que cuenta la historia de su amigo con esperanzas de que la gente aprenda lo fácil que se transmite el virus en reuniones informales. Dijo que es importante acudir al médico cuando se sienten los primeros síntomas.

Alabama y gran parte de Estados Unidos están registrando un aumento en los casos de coronavirus tras las reuniones familiares en el feriado del Día de Acción de Gracias. En las últimas dos semanas, el estado ha fijado récords de los números de nuevos casos diarios y de personas hospitalizadas con COVID-19.

El departamento de salud del estado ha reportado más de 276.000 casos confirmados y probables del virus y al menos 3.942 muertes.

Thrasher dice que los próximos cuatro meses van a registrar más devastación y problemas catastróficos de salud... va a ser muy, muy malo.