AI: Reportes creíbles de manifestantes baleados en Nigeria

Existe evidencia creíble pero perturbadora de que las fuerzas de seguridad han asesinado a balazos a manifestantes que protestan contra la brutalidad policial en la ciudad de Lagos, Nigeria, informó...

Existe evidencia creíble pero perturbadora de que las fuerzas de seguridad han asesinado a balazos a manifestantes que protestan contra la brutalidad policial en la ciudad de Lagos, Nigeria, informó Amnistía Internacional en un reporte difundido la noche del martes.

El comisionado para la información de Lagos, Gbenga Omotoso, se limitó a señalar en un comunicado que han surgido reportes de disparos en la Plaza Lekki Toll luego del toque de queda por 24 horas impuesto en Lagos.

El gobierno estatal ha ordenado una investigación del incidente, añadió.

Videos difundidos en la cadena nigeriana Channels Television parecen captar sonido de disparos en el lugar.

Mientras continuamos investigando los asesinatos, Amnistía Internacional quisiera recordarles a las autoridades que, de acuerdo con las leyes internacionales, las fuerzas de seguridad únicamente pueden recurrir al uso letal de la fuerza cuando sea inevitable a fin de protegerse de una amenaza inminente de muerte o lesión grave, tuiteó el organismo.

Los hechos ocurrieron apenas horas después de que el gobernador del estado de Lagos, Babajide Sanwo-Olu, advirtió en Twitter que las crecientes protestas contra la brutalidad policial en Nigeria habían degenerado en un monstruo que amenaza el bienestar de nuestra sociedad.

Un comunicado de la policía también había advertido que las fuerzas de seguridad ahora ejercerían todas las facultades de la ley para evitar cualquier atentado contra la vida y las propiedades de la ciudadanía.

Los reportes de tiroteos con saldo fatal en Lekki se presentan luego de dos caóticas semanas de crecientes protestas, que han desatado mayor agitación social. El martes, las autoridades informaron que cerca de 2.000 presos escaparon de una prisión un día después de que multitudes atacaron dos instalaciones correccionales.

El inspector general de la policía dijo que desplegaría elementos antimotines en todo el país, el más poblado de ífrica, y ordenó a las fuerzas reforzar la seguridad en torno a los centros correccionales.