Policías evitan cargo de homicidio en caso de Breonna Taylor

Un jurado investigador de Kentucky decidió no presentar cargos contra policías de Louisville por la muerte de Breonna Taylor durante un fallido operativo antinarcóticos, y los fiscales señalaron e...

Un jurado investigador de Kentucky decidió no presentar cargos contra policías de Louisville por la muerte de Breonna Taylor durante un fallido operativo antinarcóticos, y los fiscales señalaron el miércoles que los dos agentes que accionaron sus armas en contra de la mujer de raza negra hicieron uso justificado de la fuerza para protegerse después de que les dispararon.

Las únicas acusaciones que presentó el jurado investigador fueron tres cargos de conducta peligrosa en contra del agente Brett Hankinson por disparar hacia la residencia contigua a la de Taylor, en la que había personas. El FBI sigue investigando posibles violaciones a leyes federales en relación con el operativo realizado en la casa de Taylor la noche del 13 de marzo.

Ben Crump, abogado de la familia Taylor, arremetió contra la decisión, describiéndola de indignante y ofensiva.

Manifestantes con consignas de ¡Sin Justicia no hay paz! comenzaron a marchar por las calles. Algunos de ellos se sentaron en silencio mientras lloraban. Posteriormente, se desataron algunos roces entre policías y manifestantes, y se realizaron algunos arrestos.

La policía de Louisville informó por la noche que un agente había sido baleado, pero no precisó si había sido durante las protestas ni dio más detalles.

También se registraron manifestaciones en otras ciudades del país, como Nueva York, Chicago, Washington D.C., Atlanta y Filadelfia.

Taylor, una paramédica, recibió varios disparos de policías de raza blanca que ingresaron en su residencia en cumplimiento de una orden de allanamiento durante una investigación de narcóticos, aunque el fiscal general del estado Daniel Cameron dijo el miércoles que los resultados de la investigación indican que los agentes anunciaron su presencia antes de ingresar. La orden utilizada para inspeccionar su residencia estaba relacionada con un sospechoso que no vivía ahí, y tampoco se encontraron drogas dentro de la vivienda.

Junto con la muerte de George Floyd en Minnesota, el caso de Taylor se ha convertido en uno de los principales referentes en las protestas que se han desatado en todo el país desde mayo para llamar la atención hacia la injusticia racial y exigir reformas policiales. La imagen de Taylor ha quedado plasmada en las calles, pancartas e incluso en las camisetas de algunas celebridades. Varios famosos de raza negra han unido sus voces a las de aquellos que exigen cargos formales contra los agentes.

El anuncio de los cargos generó tristeza inmediata, frustración y molestia de que el jurado investigador no haya ido más allá. Cada cargo de conducta peligrosa conlleva una sentencia de hasta cinco años de cárcel.

No procesar a los agentes de asesinato es como decir que #BreonnaTaylor se mató sola. El racista Estados Unidos mata constantemente a personas negras y les dice a las personas negras que nos matamos nosotros mismos, tuiteó Ibram X. Kendi, director del Centro de Investigación Antirracista de la Universidad de Boston y autor del libro How to Be an Antiracist (Cómo ser antirracista).

Morgan Julianna Lee, estudiante de secundaria de Charlotte, Carolina del Norte, vio el anuncio desde su casa.

Fue como una bofetada, manifestó la joven de 15 años en entrevista telefónica. Si yo, como mujer de raza negra, alguna vez necesito justicia, nunca la tendré.

Justo después de darse a conocer la decisión, manifestantes comenzaron a congregarse en Louisville, algunos de ellos preparando comida y otros llevando botellas de agua a la Plaza de la Injusticia, un parque en el que las personas se han concentrado para exigir justicia para Taylor.

___

Lovan reportó desdeFrankfort, Kentucky. Los periodistas de Associated Press Bruce Schreiner y Rebecca Reynolds Yonker en Louisville, Kentucky, Kevin Freking en Washington, Aaron Morrison en Nueva York y Haleluya Hadero en Lancaster, Pensilvania, contribuyeron a este despacho.