Actividad económica en México cae 18,9%

La actividad económica en México se contrajo 18,9% en el segundo trimestre comparado con el mismo período del año pasado, como resultado de los estragos causados por la pandemia del coronavirus qu...

La actividad económica en México se contrajo 18,9% en el segundo trimestre comparado con el mismo período del año pasado, como resultado de los estragos causados por la pandemia del coronavirus que hundieron al país aún más en la recesión, indicaron cifras preliminares del gobierno difundidas el jueves.

Y por la tarde, el Banco de México anunció ajustes para reforzar las facilidades a fin de proveer recursos a las instituciones bancarias para el financiamiento a las micro, pequeñas y medianas empresas, así como a personas físicas afectadas por la pandemia.

El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) precisó que la actividad económica en el período de abril a junio fue 17,3% menor a la del lapso previo, según sus cifras ajustadas estacionalmente del producto interno bruto.

En junio el INEGI anunció que la actividad industrial se contrajo 25% en abril en comparación con marzo, la caída más pronunciada desde que se comenzaron a recopilar esas cifras en 1993.

El presidente Andrés Manuel López Obrador declaró recientemente que la economía tocó fondo a fines de abril, y el jueves pronosticó una veloz recuperación en forma de V.

Esperábamos estos datos porque se está midiendo abril, mayo y junio, que son los peores tres meses, manifestó el mandatario, y aseguró que los datos del próximo trimestre relatarán la historia de la recuperación de la economía. Puedo decirle a la gente, al pueblo, de que ya pasó lo peor y que funcionó la estrategia y que ya nos estamos recuperando.

La economía ya estaba en recesión antes de que México confirmara su primer caso de COVID-19 el 28 de febrero. Se contrajo 0,3% en 2019, un año de estancamiento. Se pronostica una contracción de al menos 9% para 2020.

La directora de análisis económico de Banco BASE, Gabriela Siller, dijo en un informe el jueves que la caída de la producción en el segundo trimestre fue la mayor de la historia de México desde que se llevan estadísticas, superior a la de la Gran Recesión de 2009 y la crisis del peso de 1995. Durante la Gran Depresión de 1932, la producción económica del país cayó 14,9%.

Con el impacto económico del COVID-19, el estancamiento se convirtió en una de las peores crisis económicas en la historia de México contemporáneo, dijo Siller, quien pronostica una contracción de 11,2% para 2020.

El sector de servicios sufrió los peores embates de la pandemia. Los despidos y las suspensiones multiplicaron la caída del consumo.

Las medidas aprobadas el jueves por el Banco de México pretenden ayudar más a las pequeñas empresas, pero también, por ejemplo, facilitar a las personas físicas créditos hipotecarios y automotrices para coadyuvar a la recuperación de las industrias automotriz y de vivienda y construcción, así como a todas las cadenas de valor y empleos que dependen de dichas industrias.

El país ha perdido más de un millón empleos de la economía formal. Más de la mitad de los mexicanos, sin embargo, trabajan en el sector informal, donde se cree que la contracción es aún peor.

La encuesta telefónica de ocupación y empleo del gobierno muestra que la población activa cayó en 12,5 millones de personas en abril. La cifra no se trasladó de inmediato a la tasa de desempleo porque muchas de esas personas tenían empleos a los que no podían ir, por eso no buscaban un nuevo trabajo, dijo Siller. Eso podría cambiar si la recuperación es lenta.

México ha reportado más de 408.000 casos confirmados de coronavirus y más de 45.000 decesos.