Sindicato de maestros de EEUU avala huelgas por riesgos

Uno de los sindicatos de maestros más grandes de Estados Unidos autorizó a sus miembros a hacer huelga si sus escuelas planean reabrir sin las medidas de seguridad adecuadas durante la pandemia.

Uno de los sindicatos de maestros más grandes de Estados Unidos autorizó a sus miembros a hacer huelga si sus escuelas planean reabrir sin las medidas de seguridad adecuadas durante la pandemia.

La American Federation of Teachers (Federación de Maestros de Estados Unidos), que representa a 1,7 millones de empleados de escuelas, emitió una resolución el martes que dice que apoyará a cualquier sección local que decida hacer una huelga por los planes de reapertura. El grupo dijo que los edificios de las escuelas deberían abrir sólo en áreas en donde las infecciones del coronavirus son lo suficientemente bajas y si las escuelas implementan ciertas medidas de seguridad.

Al anunciar la medida, el líder del sindicato criticó al presidente Donald Trump por ordenar la reapertura de las escuelas a pesar de que hay focos rojos del virus. Randi Weingarten dijo que la respuesta de Trump era caótica y catastrófica y que dejó a los maestros furiosos y temerosos.

Lucharemos en todos los frentes para la seguridad de nuestros estudiantes y sus educadores, dijo Weingarten en la convención anual del grupo. Pero si las autoridades no protegen la seguridad y salud de aquellos a los que representamos y aquellos a quienes servimos, como se votó en el consejo ejecutivo la semana pasada, nada queda descartado.

Los líderes sindicales aprobaron la resolución el viernes, pero la anunciaron el martes en la convención del grupo, que se lleva a cabo en línea debido a la pandemia.

El sindicato de maestros más grande del país, la National Education Association (Asociación Nacional de Educación), dijo por separado que sus miembros harán lo que sea necesario para proteger a los estudiantes.

Desde hace semanas, Trump ha presionado por la reapertura total de las escuelas del país. La semana pasada reconoció que algunas escuelas tendrán que demorar el regreso a clases presenciales, pero todavía le está pidiendo al Congreso que retenga futuros paquetes de alivio por el virus a aquellas escuelas que no abran.

Algunos de los distritos más grandes del país han optado por comenzar el año escolar en línea, entre ellos Los íngeles, Atlanta y Houston.