Chile supera los 300.000 contagios, pero bajan nuevos casos

Chile superó el martes los 300.000 contagios y se ubicó en el sexto lugar del mundo con más infectados por millón de habitantes, pero mantiene una disminución en torno del 20% en los nuevos casos...

Chile superó el martes los 300.000 contagios y se ubicó en el sexto lugar del mundo con más infectados por millón de habitantes, pero mantiene una disminución en torno del 20% en los nuevos casos diarios.

Estamos mostrando cifras esperanzadoras, una leve mejoría, dijo el ministro de Salud, Enrique París, quien advirtió que de todos modos no se pueden bajar los brazos.

Pese a esta mejoría el uso de camas de cuidados críticos y ventiladores mecánicos alcanza un 87% en el país y 94% en el gran Santiago, que concentra al 80% del total de los contagiados.

Chile basó su estrategia inicial en el reforzamiento del sistema hospitalario público y privado y el aumento de las camas de cuidados intensivos y respiradores, pero ha fallado en el seguimiento de los contactos estrechos de los contagiados para aislarlos si es necesario.

El martes se informaron 2.462 nuevos casos, muy lejos del aparente pico del 14 de junio en el que se registraron 6.938.

Las autoridades y los expertos en salud pública coinciden en la disminución de los casos pero mantienen una gran diferencia en torno de los fallecidos, que según el Ministerio de Salud son 6.434, lejos de los 10.159 informados por el Departamento de Estadísticas e Información de la misma cartera. La cifra oficial no incluye a las personas que murieron con signos clínicos de la enfermedad pero no fueron testeadas.

Las mejores cifras se reflejan en algunas barriadas del gran Santiago, cuyos ocho millones de habitantes viven desde hace siete semanas bajo una cuarentena total que redujo en un 40% la movilidad de las personas, según la última cifra oficial del 24 de junio.

París informó que el Ministerio de Salud y un grupo de expertos comenzarán a trabajar en un plan para empezar a trabajar en una estrategia de desconfinamiento.

Espacio Público, un prestigioso centro privado de estudios, advirtió que se necesitan cifras mucho más bajas para que el sistema hospitalario pueda dar una mejor atención a los nuevos pacientes con COVID-19.