Puerto Rico se prepara para un posible escándalo político

Puerto Rico se preparaba el martes para un posible escándalo político, después de que la gobernadora del territorio estadounidense rechazara las acusaciones de obstrucción a la justicia y el princ...

Puerto Rico se preparaba el martes para un posible escándalo político, después de que la gobernadora del territorio estadounidense rechazara las acusaciones de obstrucción a la justicia y el principal partido de la oposición reclamara una investigación, planteando la posibilidad de un juicio político.

La gobernadora, Wanda Vázquez, se refirió por primera vez el lunes por la noche a una supuesta investigación del Departamento de Justicia de la isla en su contra. En un breve comunicado, afirmó que no había sido informada de ninguna pesquisa. También negó haber despedido hace poco a la exsecretaria de Justicia en una supuesta represalia.

En un primer momento no se conocían los detalles de la supuesta investigación.

Vázquez prometió hablar en más detalle sobre el asunto el martes.

"Mañana estaré ofreciendo todos los detalles, de frente como me he distinguido en toda mi carrera. Con la verdad, afirmó.

La gobernadora había anunciado el viernes por la noche que aceptaba la renuncia de la exsecretaria de Justicia, Dennise Longo. En ese momento no se dieron más detalles.

El comunicado de la gobernadora se publicó horas después de un incidente en la Oficina del Panel sobre el Fiscal Independiente (OPFEI) de Puerto Rico. Nydia Cotto, una exjuez que sirve como presidenta del panel, dijo a The Associated Press que una persona del Departamento de Justicia que iba a entregar documentos el lunes relacionados con seis casos previstos para su investigación se marchó de forma repentina tras recibir una llamada de una persona no identificada del Departamento de Justicia.

Cotto señaló que eso nunca había ocurrido antes. La presidenta del panel declinó identificar a las personas investigadas en esos casos ni compartir otros detalles, indicando que eran confidenciales.

La nueva secretaria de Justicia del territorio, Wandymar Burgos, indicó en un comunicado que había solicitado la documentación de los seis casos porque acaba de conocer su existencia el lunes y necesitaba saber de qué trataban.

Que le quede meridianamente claro a todo el pueblo de Puerto Rico, que todas las investigaciones que tengan mérito, se llevarán hasta las últimas consecuencias, sea contra la persona que sea, añadió.

Antes de que la gobernadora emitiera su comunicado, el opositor Partido Popular Democrático celebró una rueda de prensa en la que sus líderes anunciaron que habían solicitado una investigación legislativa sobre las acusaciones de obstrucción a la justicia. En un primer momento no estaba claro si el presidente de la Cámara de Representantes puertorriqueña, que forma parte del partido de Vázquez, autorizaría la pesquisa.

Vázquez sirvió como secretaria de Justicia de la isla antes de que la Corte Suprema de Puerto Rico concluyera que debía asumir la gobernatura tras la renuncia del exgobernador Ricardo Roselló hace casi un año en medio de enormes protestas.

Vázquez tenía previsto presentarse a gobernadora en las próximas elecciones, aunque el 9 de agosto afrontaba las primarias del Partido Nuevo Progresista, partidario de convertir al territorio en un estado de Estados Unidos.