México: Acusan a médicos de vender actas de defunción falsas

participaron en el ardid, agregó la jefa de gobierno.

participaron en el ardid, agregó la jefa de gobierno.

Hay indicios también de que los médicos podrían haber firmado las actas con causas de fallecimiento distintas a COVID-19 para cadáveres que nunca vieron o examinaron, aunque se desconocen los motivos, señalaron las autoridades.

Los cuerpos habían estado acumulándose en hospitales en la Ciudad de México al agravarse la pandemia, y algunos parientes simplemente podrían haber querido que sus familiares muertos salieran de allí más rápidamente. Además, los cadáveres de personas que fallecieron por el coronavirus tienen que ser cremados o enterrados bajo normas más estrictas, por lo que algunas familias podrían haber pagado para obtener un acta falsa con el fin de ahorrarse eso, o el estigma social que el virus conlleva.

No se han presentado cargos en el caso.

No sería el primer escándalo en México de negocios alternos que han surgido por la pandemia.

En mayo, las autoridades hallaron 3,5 toneladas de desechos de hospital tirados ilegalmente en un bosque en las afueras de la Ciudad de México. Los funcionarios también descubrieron 4.500 metros cúbicos (6.000 yardas cúbicas) de desperdicios médicos atiborrados en un almacén en el estado de Puebla.

Mientras tanto, pilas de ataúdes descartados se han acumulado afuera de los abrumados crematorios de la Ciudad de México. Los incineradores especializados están sobrecargados por el torrente de equipo protector y de tejidos infecciosos que están produciéndose debido a la pandemia.

México sufre problemas generalizados con compañías no reguladas en los sectores de eliminación de desechos y de funerarias. Según el Senado, el 60% de las agencias funerarias en el país no están registradas o lo están parcialmente.