Pistola
Un hombre dispara una pistola en una imagen de archivo. WIKIPEDIA

Un policía jordano mató este lunes a tiros a dos militares estadunidenses y a un sudafricano en un centro de formación policial en el este de esta capital, antes de ser abatido por sus compañeros, informó un portavoz del gobierno de Jordania.

En el centro de entrenamiento de Al-Mowaqqar han recibido instrucción miles de policías iraquíes y libios en la última décadaEl agresor también hirió a otros dos instructores estadunidenses y cuatro jordanos en el centro de entrenamiento de Al-Mowaqqar, a 30 kilómetros de Ammán, precisó el vocero del gobierno local, Mohammed Momani, citado por la agencia de noticias de su país Petra.

"Las fuerzas de la Policía en el lugar respondieron y mataron al atacante", agregó Momani, quien anunció que se ha abierto una investigación para esclarecer el móvil y los detalles del ataque.

Los tres fallecidos formaban parte de un grupo de instructores contratados por las autoridades jordanas para la formación de policías jordanos y árabes.

En el centro de entrenamiento de Al-Mowaqqar han recibido instrucción miles de policías iraquíes y libios en la última década.

Jordania acoge cientos de instructores estadunidenses que forman parte de un programa militar para reforzar las defensas del reino, incluyendo la pista de aviones de combate F-16 que usan las aeronaves jordanas para atacar posiciones del Estado Islámico (EI) en Siria.

Jordania es un aliado de Estados Unidos y forma parte de la coalición internacional, liderada por Washington, que lucha por derrotar al EI en Siria e Irak.

Este ataque coincide con el décimo aniversario de los atentados suicidas del 9 de noviembre de 2005 contra varios hoteles en Ammán, en los que murieron unas 60 personas y decenas resultaron heridas.