Descartan investigación penal contra Boris Johnson

El primer ministro británico Boris Johnson no será sometido a una investigación penal sobre si ofreció favores especiales a la empresaria estadounidense Jennifer Arcuri cuando él era alcalde de L...

El primer ministro británico Boris Johnson no será sometido a una investigación penal sobre si ofreció favores especiales a la empresaria estadounidense Jennifer Arcuri cuando él era alcalde de Londres, informó el jueves la Oficina Independiente sobre Conducta Policial.

Se le solicitó a la agencia, que evalúa denuncias policiales en Inglaterra, considerar si había fundamento para investigar a Johnson por faltas de conducta en la función pública. Johnson ha rechazado los señalamientos.

La agencia declaró que, si bien es posible que hubo una relación íntima entre Johnson y Arcuri, no hallamos evidencia alguna de que el señor Johnson haya promovido el pago de fondos de patrocinio a la Srta. Arcuri, o que él haya influido o haya participado activamente en asignarla a misiones comerciales.

Expresó además que habría sido prudente que Johnson hubiera revelado la relación con anterioridad, como un conflicto de intereses.

Un vocero de Johnson aplaudió la decisión, asegurando que la denuncia no era más que una maniobra política y una pérdida de tiempo para la policía. Tales denuncias de conducta inapropiada en medio de una gestión política fueron falsas e infundadas, aseveró el portavoz.

Johnson fue alcalde de Londres entre 2008 y 2016.

El caso surgió a partir de un artículo en el Sunday Times, según el cual el negocio de Arcuri recibió miles de libras en patrocinios por parte de una organización regida por Johnson, así como acceso privilegiado a viajes comerciales encabezados por Johnson como alcalde. Arcuri se describe en Twitter como empresaria y productora.

La Autoridad de la Municipalidad de Londres anunció inmediatamente que seguirá su propia pesquisa, a pesar de que se ha descartado una investigación penal.

Nuestra investigación analizará si Boris Johnson se comportó a la altura de una persona que ocupa ese cargo, expresó Len Duvall, titular de la comisión de supervisión de la autoridad municipal.

Es importante llegar a esas respuestas porque los londinenses merecen tener políticos responsables, añadió.