Sistema de salud de Santiago de Chile casi al límite

El sistema de salud de Santiago de Chile y sus alrededores avanza hacia el límite de su capacidad con un 87% de las camas de cuidados intensivos ocupadas, mientras el contagio de coronavirus no deja ...

El sistema de salud de Santiago de Chile y sus alrededores avanza hacia el límite de su capacidad con un 87% de las camas de cuidados intensivos ocupadas, mientras el contagio de coronavirus no deja de ascender a un promedio diario de 1.600 nuevos infectados.

Estamos preocupados, dijo el ministro de Salud, Jaime Mañalich, sobre el incremento en el uso de ventiladores mecánicos.

Chile -que ha reportado hasta el martes 31.721 contagios y 335 fallecidos- ha recibido algunos centenares de ventiladores comprados en China, cuya eficiencia se está probando, mientras se adecuan las unidades de anestesia como respiradores, dijo el subsecretario de Redes Asistenciales, Arturo Zúñiga. Los centros asistenciales disponen de 582 ventiladores. Estamos aumentando sostenidamente las camas intensivas, añadió.

Mañalich exhortó al Congreso a que apruebe un proyecto de ley que permite a los médicos extranjeros trabajar en los servicios sanitarios sin rendir un examen de conocimientos, que hasta ahora es obligatorio. A su vez informó la contratación de 7.200 personas del área de la salud para reforzar el sistema.

En Argentina, miles de negocios reabrieron el martes sus puertas después de cerca de dos meses de inactividad en el marco de una flexibilización gradual de la cuarentena obligatoria.

Los comercios que reanudaron sus labores son las librerías, jugueterías, florerías, perfumerías, bicicleterías y tiendas de decoración, materiales eléctricos, electrodomésticos e instrumentos musicales, donde se permite una persona cada 15 metros cuadrados. También comenzaron a funcionar algunas ferias barriales de venta de alimentos.

En tanto, varias decenas de calles de la ciudad de Buenos Aires se transformaron en peatonales para permitir una circulación más espaciada.

La flexibilización del aislamiento en Buenos Aires transcurre más lentamente que en otros distritos donde el número de contagiados es menor y que ya habían reactivado el comercio y la industria.

Fernán Quirós, ministro de Salud de la capital, instó a que se cumplan estrictamente los protocolos en los comercios habilitados. Si eso ocurre, vamos a tener una curva (de contagios) contenida, señaló el funcionario, quien advirtió que si no se respetan Buenos Aires va a desandar las medidas anunciadas.

En tanto hasta el 24 de mayo -cuando finalizaría la cuarentena que comenzó el 20 de marzo- seguirán cerrados en todo el país las escuelas y universidades, centros comerciales, museos, clubes y locales de baile. Los restaurantes funcionan sólo para el retiro de pedidos de comida.

Hasta ahora en Argentina se han reportado 5.961 infectados y 317 fallecidos.

En el mismo sentido, el ministro de Industria y Comercio de Colombia, José Manuel Restrepo, anunció que 24.000 de las 187.000 empresas de todo el país ya reanudaron sus tareas.

Antes del viernes se reactivarán otras 13.000 y esperamos que un promedio de más de seis millones de trabajadores estén activos y empiecen a laborar. Pero la prioridad es la salud, sus vidas y respetar las normas de higiene, agregó.

Colombia recibió una donación de Alemania de 80.000 pruebas de diagnóstico y equipos médicos para mitigar los efectos del COVID-19, que ha causado en el país 11.613 contagios y 479 muertos.

También se han entregado elementos de higiene en las zonas donde están más de 3.000 excombatientes de las desaparecidas Fuerzas Armadas Revolucionarías de Colombia (FARC) junto a sus familias.

Por su parte, el gobierno de México y una fundación que administra 24 centros de rehabilitación firmaron un acuerdo para ampliar la capacidad de atención hospitalaria.

Estos centros fueron construidos con donaciones de la población y de la iniciativa privada y regularmente atienden a unos 30.000 niños con distintos problemas de salud, pero estaban cerrados desde que comenzaron las medidas de distanciamiento social hace 50 días.

No se podían quedar vacíos cuando hay tanto sufrimiento y tanto dolor, dijo el presidente de la Fundación Teletón, Fernando Landeros. Si no podíamos atender a los niños, había que sumar y complementar al gobierno y no dejarlos solos, poner el granito de arena en cuanto a infraestructura.

México tenía hasta el lunes por la noche 36.327 casos de coronavirus y 3.573 decesos.

El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que, aunque de acuerdo con sus proyecciones el sistema de salud no se verá rebasado por la pandemia, es mejor tener camas adicionales en caso de ser necesario.

El mandatario agregó que el miércoles dará a conocer el plan para la reactivación del país. No es el regreso a la normalidad, es el regreso a la nueva normalidad porque ya hubo cambios, cambió la realidad.

En las últimas semanas las autoridades han estimado que el domingo 17 de mayo podría comenzar la reapertura en municipios con pocos o nulos contagios, pero no han dado más detalles.

El reinicio de actividades económicas parece urgente en el país porque en el mes de abril se dio una disminución de 555.247 empleos formales en todo el país, la cifra más alta desde que se comenzó el registro en 1997.

El anuncio fue hecho por el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) donde las empresas dan de alta a sus trabajadores para recibir beneficios de salud.

En lo que va de los primeros cuatro meses del año, la pérdida total de empleos en México alcanza los 655.314.

López Obrador prometió generar hasta tres millones de empleos en los ocho meses que le restan al 2020, pero no ha dado un esquema específico sobre cómo logrará la meta.

En América Latina se registran más de 372.000 contagios y más de 20.400 muertos.

El coronavirus ha infectado a más de 4,2 millones de personas y causado la muerte a más de 287.000 en todo el mundo, según el Centro de Ciencias e Ingeniería de Sistemas de la Universidad Johns Hopkins, que basa sus datos en los informes de los gobiernos y las autoridades de salud de cada país.