Ante crisis, Aerolíneas Argentinas y Austral se fusionan

En medio de la profundización de la crisis a causa de la cuarentena vigente por el nuevo coronavirus, la estatal Aerolíneas Argentinas y su controlada Austral anunciaron el martes que comenzarán un...

En medio de la profundización de la crisis a causa de la cuarentena vigente por el nuevo coronavirus, la estatal Aerolíneas Argentinas y su controlada Austral anunciaron el martes que comenzarán un proceso de fusión, lo que generó el rechazo de un gremio de pilotos.

Las autoridades de la aerolínea de bandera señalaron que el proceso comenzará una vez que la asamblea de accionistas se reúna, en una fecha aún no anunciada, y que concluirá a fines de año.

Los pilotos de Austral reunidos en el sindicato Unión de Aviadores de Líneas Aéreas se declararon en estado de alerta por lo que consideraron una decisión unilateral e inconsulta que "implica la desaparición de Austral.

Según denunciaron en un comunicado, la medida evidencia la improvisación y la carencia de un "plan" para todas las unidades que componen el grupo de bandera, y es contraria a las tomadas por otros Estados que salieron al rescate y fortalecimiento de sus empresas por considerarlas imprescindibles.

Pablo Ceriani, presidente del grupo empresario, señaló en una carta dirigida a los trabajadores en la que no se refirió a eventuales recortes de personal que la crisis mundial provocada por el COVID-19 ha impactado de lleno en la industria aerocomercial y todo indica que aún quedan varios meses críticos por delante, meses sin ingresos, ni operaciones regulares, lo que significa un tremendo impacto para nuestra industria y la economía en general.

Ceriani afirmó además que el esfuerzo que el Estado argentino realiza para sostener a la deficitaria aerolínea de bandera está al borde de ser imposible y existen ineficiencias estructurales arrastradas desde hace años.

Las perdidas del grupo empresarial en 2019 ascendieron a cerca de 680 millones de dólares y se prevén pérdidas mayores este año.

La fusión permitirá la creación de una nueva unidad de negocios para brindar mantenimiento de aeronaves a otras empresas y que aprovechará la reputación ganada por la compañía en materia de seguridad, las certificaciones internacionales con las que cuenta y la infraestructura que posee. Además se creará una unidad de negocios de carga.

En Argentina, donde hay 4.625 infectados y 262 muertos por el nuevo coronavirus, está vigente una cuarentena desde el 20 de marzo que paralizó la actividad económica. Varios sectores han comenzado a reactivarse poco a poco.

El gobierno impide a las aerolíneas operar y comercializar pasajes hasta, en principio, el 1 de septiembre, lo que hizo que Argentina se convirtiera en uno de los países más cerrados de la región para el tráfico aerocomercial. La aerolínea de bandera realiza vuelos para traer de regreso a argentinos varados en el exterior y para proveer de insumos sanitarios al país.