Apps contra el coronavirus buscan garantizar la privacidad

Smittestopp, que utiliza datos de GPS y Bluetooth para reunir datos y subirlos a servidores centrales cada hora.

Smittestopp, que utiliza datos de GPS y Bluetooth para reunir datos y subirlos a servidores centrales cada hora.

Gran Bretaña rechazó el sistema que están desarrollando Apple y Google porque llevaría demasiado tiempo, dijo Matthew Gould, director general de la división digital del Servicio Nacional de Salud, que supervisa su desarrollo. La app británica estará técnicamente lista para su despliegue en cuestión de semanas, según dijo a un comité parlamentario.

Las versiones posteriores de la app permitirían a los usuarios subir una lista cifrada de personas con las que han estado en contacto y datos de ubicación para ayudar a trazar una gráfica social sobre cómo se contagia el virus, dijo Gould.

Esos comentarios hicieron sonar las alarmas entre expertos británicos, que la semana pasada advirtieron en una carta abierta que no se llegue a crear una herramienta de recogida de datos. Con acceso al gráfico social, un actor dañino (estado, sector privado o hacker) podría espiar las actividades de los ciudadanos en el mundo real, escribieron.

España anunció planes de respaldar iniciativas europeas o desarrollar su propia app, pero su complejo plan para levantar uno de los confinamientos más estrictos del mundo no incluye ninguna app. El ministro de Salud dijo que el país utilizaría apps cuando estuvieran listas, pero sólo si ofrecían valor añadido y no sólo porque lo hicieran otros países.

___

Aritz Parra en Madrid contribuyó a este despacho.