Trump se prepara para responder dudas en TV sobre COVID-19

Ansioso por iniciar la recuperación económica, el presidente Donald Trump se prepara para sortear las preguntas de la población estadounidense sobre las decisiones tomadas por algunos estados de au...

Ansioso por iniciar la recuperación económica, el presidente Donald Trump se prepara para sortear las preguntas de la población estadounidense sobre las decisiones tomadas por algunos estados de autorizar la reapertura de negocios mientras otros estados permanecen en un cierre virtual ante la pandemia del nuevo coronavirus.

Después de más de un mes de confinamiento en la Casa Blanca, Trump regresa después de pasar el fin de semana en Camp David, el sitio de descanso para los presidentes en Maryland, y planeaba participar en una sesión virtual el domingo por la noche que será transmitida por Fox News Channel desde el Monumento a Lincoln.

Ojalá nuestro país sane pronto, tuiteó Trump. Las normas federales que exhortan a la población a permanecer en casa y a mantener el distanciamiento social vencieron a finales de la semana pasada.

El debate continuó sobre las medidas de los gobernadores para el inicio de la reactivación de las economías estatales luego que centros comerciales, estéticas y otros negocios no esenciales recibieron la orden de cerrar en un intento de desacelerar la propagación de un virus que ha cobrado la vida de más de 66.000 estadounidenses, de acuerdo con un conteo de decesos realizado por la Universidad Johns Hopkins.

La economía de Estados Unidos se ha visto afectada, con una contracción de 4,8% de la tasa anual de enero a marzo, según cálculos del gobierno dados a conocer la semana pasada. Se trató de la más fuerte caída trimestral desde la crisis económica de 2008.

Aproximadamente 30,3 millones de personas han solicitado beneficios por desempleo en las seis semanas posteriores al momento en que el brote de COVID-19 obligó a los empleadores a parar sus operaciones y recortar su fuerza laboral. Se trató de la peor oleada de despidos de la que se tenga registro.

En la mayoría de la gente, el nuevo coronavirus provoca síntomas leves o moderados que desaparecen en dos a tres semanas. En algunas personas, sobre todos los adultos mayores y las que padecen trastornos de salud subyacentes, puede provocar enfermedades más graves, como la neumonía, e incluso la muerte.