Venezuela dice que frustra intento de ataque marítimo

de ser uno de los capos de una conspiración narcoterrorista que presuntamente enviaba 250 toneladas de cocaína a Estados Unidos cada año.

de ser uno de los capos de una conspiración narcoterrorista que presuntamente enviaba 250 toneladas de cocaína a Estados Unidos cada año.

Actualmente Alcalá está bajo custodia federal en Nueva York a la espera de un juicio, luego de entregarse en Colombia, donde vivía desde 2018.

Vamos a enfrentar con todos los instrumentos que nos garantiza la Constitución y el uso de la fuerza donde sea necesario para preservar el orden interno. Y quienes así lo asuman de atacar la institucionalidad de Venezuela tendrán que asumir también las consecuencias, añadió Cabello.

Previamente, Cabello en una declaración que circula en las redes sociales llamó a los residentes de todo el país, incluidos pescadores a lo largo de la línea costera de unos 2.800 kilómetros, a reportar de inmediato cualquier actividad sospechosa que vean.

Ha sido neutralizado un nuevo intento de la derecha y el imperialismo norteamericano, pero es necesario que nos activemos todos, manifestó Cabello. Hemos logrado darles un gran golpe, pero necesitamos seguir golpeándolos para que más nunca se les ocurra intentarlo de nuevo, insistió.

Casi 60 países, entre ellos Estados Unidos y Colombia, reconocen al líder opositor Juan Guaidó como presidente legítimo. Guaidó como presidente de la Asamblea Nacional, de mayoría opositora, se autoproclamó mandatario interino en 2019 por considerar que la reelección de Maduro en 2018 fue fraudulenta.

Maduro repetidamente acusa al gobierno del presidente colombiano Iván Duque de ser parte de un complot en su contra y albergar en su territorio a mercenarios y campamentos donde entrenan para agredir a Venezuela.

Estados Unidos, por su parte, lidera una campaña para expulsar a Maduro, acusándolo de narcotraficante y ofreciendo una recompensa de 15 millones de dólares por su arresto. Estados Unidos también aumentó las severas sanciones, enfocadas en buena medida en el sector petrolero venezolano para ahogar financieramente a Maduro. Las exportaciones de petróleo son la principal fuente de ingresos de divisas en Venezuela.

Estados Unidos y Colombia repetidamente han negado las anteriores acusaciones del gobierno venezolano sobre su supuesto respaldo a militares que serían parte de un complot para derrocar al gobierno socialista.

Iván Simonovis, comisionado especial de Seguridad e Inteligencia de Guaidó, acusó en la jornada al gobierno de Maduro de montar un falso positivo luego que presuntamente ejecutó extraoficialmente a oficiales del ejército, verdaderos patriotas que trabajan por restituir el orden judicial en el país sudamericano.

Simonovis, quien permaneció en prisión durante casi 15 años y que se trasladó a Estados Unidos luego de escapar el año pasado, agregó que es un hecho el "descontento en la Fuerza Armada y las organizaciones policiales por la crisis en Venezuela.

El gobierno de Maduro ha enfrentado a varias amenazas militares en pequeña escala, incluido un intento de asesinar a Maduro con drones y el llamado de Guaidó para un levantamiento militar, que apenas contó con el apoyo de un puñado de militares.

Venezuela está sumida en una severa crisis política y económica caracterizada por una hiperinflación y una profunda contracción del Producto Interno Bruto que ha obligado a casi cinco millones de personas a irse del país en los últimos años. El Programa Mundial de Alimentos de Naciones Unidas, estima que uno de cada tres venezolanos o 9,3 millones, tiene dificultades para poner sobre la mesa suficientes nutrientes .