Rodrigo y Gabriela: Vamos a sacar todo en el Vive

Rodrigo y Gabriela llegarán con sus guitarras al Festival Vive Latino de la Ciudad de México tras más de una década de ausencia y a pesar de las inquietudes por el coronavirus, que han llevado a l...

Rodrigo y Gabriela llegarán con sus guitarras al Festival Vive Latino de la Ciudad de México tras más de una década de ausencia y a pesar de las inquietudes por el coronavirus, que han llevado a la cancelación de otros eventos masivos en el mundo.

Nosotros tenemos energía de más, dijo Gabriela Quintero en una entrevista telefónica reciente desde San Antonio, Texas, sobre el ánimo previo a su concierto del domingo. Vamos a sacar todo, todo ese estrés, toda esa toxicidad que a veces traemos.

El viernes por la tarde los organizadores del Vive Latino confirmaron que el festival se mantiene en pie, pues las autoridades mexicanas de salud no han dado indicaciones de cancelarlo. Sin embargo, se tomarán medidas preventivas como revisar la temperatura de los asistentes a su ingreso y proporcionar gel antibacterial en diferentes puntos en el festival. Los organizadores dijeron que esperan cerca de 70.000 asistentes por día.

Rodrigo y Gabriela tienen más de dos décadas de trayectoria en la que han sido abridores de Muse, tocaron en la Casa Blanca para el expresidente Barack Obama y recibieron la venia de Metallica por versiones de sus canciones. El dúo de guitarristas mexicanos ganó en enero su primer Grammy a mejor álbum acústico contemporáneo por Mettavolution, un material con seis temas originales y una versión de Echoes de Pink Floyd de casi 19 minutos.

Fue muy chido (chévere) que por fin ganamos un Grammy, recordó Quintero. Ya nos sentíamos soñados con la nominación.

La guitarrista toma el premio como un aliciente para seguir trabajando y mandar un mensaje para sus seguidores: sí puedes lograr lo que tú quieres. Quintero amplió esto a las mujeres interesadas en tocar la guitarra en el rock, de las que espera ver cada vez más.

En mis buenas épocas, no había chicas que tocaran la guitarra, dijo. Yo les diría que no se enfoquen a qué sexo eres o de qué planeta vienes o si eres blanca roja o amarilla, sino que te enfoques a ponerte las pilas a tocar, a estudiar... Cuando yo era chamaca no me ponía a pensar ˜es que yo soy mujer™ nunca, a veces sólo pensaba en eso porque las personas me hacían la pregunta.

Tras su concierto en el Vive Latino, Rodrigo y Gabriela esperan presentarse en concierto en el Teatro Metropólitan de la Ciudad de México y en el festival Pa™l Norte de Monterrey. Tienen una gira en Estados Unidos con paradas en Nueva Orleans, Mobile en Alabama, así como Orlando y Clearwater en Florida, además de fechas de festivales en Europa para el verano, pero todo esto está por verse de acuerdo a la evolución del coronavirus.

Este año está ocupadito, a ver qué pasa con el corona-pinche-virus, pero tenemos todos los meses de festivales ya en el verano junio y julio lleno, dijo Quintero.

Rodrigo Sánchez y Quintero viven en el puerto de Zihuatanejo, en el estado mexicano de Guerrero (cada quien en su casa, pues no son pareja) donde tienen su estudio. Son originarios de la Ciudad de México, chilangos como se dice coloquialmente a los habitantes de la urbe, y vivieron cerca de una década en Irlanda, donde cultivaron a sus primeros seguidores.

Nosotros somos chilangos y (el Vive) nos da más amor porque es un festival chilango, hay también un valor emocional ahí. El público de México somos muy entregados, dijo Quintero, al recordar su primera presentación en el festival en 2010.

Para su concierto del Vive planean tocar las piezas de Mettavolution, cuyo título viene de la mezcla de evolution (evolución en inglés) y Metta una palabra de sánscrito que es una forma de meditación. Ambos practican medicación desde hace tiempo. Quintero la considera como una herramienta muy práctica.

Es el gym (gimnasio) de tu cerebro, nosotros como giramos tanto y trabajamos tanto necesitamos eso. Hay otras cosas que la gente hace que se llaman drogas que tienen efectos secundarios que no. Meditar es más barato y te ayuda un buen, dijo.

Mettavolution incluye un cover de la canción Echoes de Pink Floyd, lanzada originalmente en 1971 como parte del álbum Meddle de la banda británica.

No es una pieza fácil, es una estructura compleja, es larga, es lenta y nosotros todo lo tocamos rápido, dijo Quintero quien disfrutó el reto de tocarla con toques más minimalistas a lo que ella está acostumbrada.

Ambos habían ensayado Echoes y la habían tocado parcialmente en conciertos. Completar sus arreglos y casi 19 minutos de ejecución era una manera de resolver una especie de obsesión para ellos. Cuando la tenían completa a Rodrigo se le ocurrió incluirla en el disco. Gabriela creía que estaba loco.

Y luego se le ocurrió que saliera como single (sencillo) y eso fue todavía más loco, porque todos en la industria nos habían dicho ˜no ahorita más corto, menos de dos minutos para los streaming™ y justo hicimos todo lo contrario, recordó Quintero.

Yo pienso que lo importante es que tú como músico siempre pongas lo que sientes, porque estar adaptándote a lo que dictamina Spotify o los streamings como que no, sara mí debe ser siempre todos al servicio de la música.

Mettavolution fue grabado en Los íngeles y producido por David Sardy, quien ha trabajado con artistas como Slayer, System of a Down, The Dandy Warhols, Oasis y un largo etcétera.

La visión de Sardy les sirvió para incluir elementos nuevos como algunos bajos o sintetizadores, además de grabar como si estuvieran presentando un concierto, para luego remezclar. El álbum también destaca por su guitarra eléctrica interpretada por Rodrigo y percusión interpretada por Gabriela.

Tenía años que no trabajábamos con un productor, dijo Quintero. Esta vez queríamos hacer algo diferente en todos los sentidos.

Para la mayoría de la gente, el nuevo coronavirus sólo provoca síntomas moderados, como fiebre y tos. En algunas personas, en particular adultos mayores y gente con problemas de salud preexistentes, puede causar enfermedades más graves como neumonía.

Casi todos se recuperan del nuevo virus. Según la Organización Mundial de la Salud, aquellos con síntomas leves se recuperan en alrededor de dos semanas, mientras que quienes presentan un cuadro más grave podrían tardar de tres a seis semanas en recuperarse.

___

The Associated Press recibe apoyo para su cobertura de salud y ciencia del Departamento de Educación Científica del Instituto Médico Howard Hughes. La AP es la única responsable de todo su contenido.