El secretario de Estado John Kerry manifestó que Estados Unidos está comprometido a aumentar el número de refugiados que está dispuesto aceptar mientras sus aliados en Europa batallan para acomodar a decenas de miles de inmigrantes procedentes de Medio Oriente y África.

Estamos revisando minuciosamente los números que podemos manejar específicamente respecto a la crisis en Siria y EuropaDespués de encuentros a puerta cerrada en la sede del Congreso el miércoles, Kerry manifestó que el presidente Barack Obama ha manifestado que Estados Unidos quiere adoptar un papel de liderazgo en los asuntos humanitarios.

"Estamos revisando minuciosamente los números que podemos manejar específicamente respecto a la crisis en Siria y Europa", agregó.

Kerry se reunió con miembros de los comités judiciales del Senado y la Cámara de Representantes. No dio detalles sobre el número de refugiados que Estados Unidos estaría dispuesto a aceptar.

Estados Unidos ha prometido ayudar a sus aliados europeos en esta crisis que crece. El secretario de prensa de la Casa Blanca Josh Earnest dijo el martes que el gobierno de Obama ha estudiado una "serie de enfoques" para apoyar a los aliados del país. Muchas personas huyen de partes de Irak que están bajo control del grupo extremista Estado Islámico.

Poco después de las reuniones de Kerry, el senador republicano John McCain acudió al pleno del Senado para pedir a Obama que adopte un liderazgo más fuerte para frenar la violencia en Medio Oriente y el norte de África. Al dar su discurso estaba de pie junto a una foto grande de Aylan Kurdi, un niño sirio de 3 años que murió ahogado junto con su hermano de 5 años cuando su pequeña embarcación inflable se volcó cuando trataban de llegar a Grecia.

"Esta imagen ha perseguido al mundo", dijo McCain. "Pero lo que debe perseguir todavía más que el horror que sucede ante nuestros ojos es el pensamiento de que Estados Unidos seguirá sin hacer nada importante al respecto".