Los maestros en Seattle se declararán en huelga el miércoles después de que las negociaciones de último momento sobre los salarios y otras cuestiones fueron insuficientes para evitar un paro.

Los integrantes de la Asociación Educativa de Seattle, que representa a unos 5,000 profesores y personal de apoyo, votaron la semana pasada en favor de dejar de trabajar si no había un acuerdo para el miércoles.

Las clases iban a comenzar ese día para 53,000 alumnos en las escuelas públicas de Seattle, el distrito escolar más grande de Washington.