Ahora que una desafiante responsable del registro civil en Kentucky fue puesta tras las rejas —por negarse a expedir licencias de matrimonio a parejas homosexuales- , una pareja gay recibió el viernes finalmente la autorización para casarse.

La pareja gay salió de la oficina de registro civil con una licencia de matrimonio en las manos, horas después de que la secretaria municipal del condado de Rowan fue llevada a la cárcel por negarse a conceder licencias matrimoniales a parejas del mismo sexo.Rowan fue llevada a la cárcel por negarse a conceder licencias matrimoniales a parejas del mismo sexo

William Smith Jr. y James Yates, quienes han sido pareja durante casi una década, fueron los primeros en recibir una licencia de matrimonio el viernes por la mañana en el condado, poniendo fin a un estancamiento de un mes de duración.

La secretaria Kim Davis alegaba que no daría la licencia, citando "la autoridad de Dios", pese a que la Corte Suprema legalizó efectivamente el matrimonio gay en junio. Davis desafió una serie de órdenes judiciales.

El secretario adjunto Brian Mason emitió la licencia la mañana del viernes, felicitando a la pareja y estrechando sus manos mientras sonreía. La pareja se abrazó y lloró.