Bombardeo deja nueve muertos en norte de Siria

Un bombardeo contra una aldea bajo control rebelde en el norte de Siria dejó nueve muertos, entre ellos una familia entera, denunciaron activistas de la oposición.

Un bombardeo contra una aldea bajo control rebelde en el norte de Siria dejó nueve muertos, entre ellos una familia entera, denunciaron activistas de la oposición.

El bombardeo en Kfar Taal ocurre en medio de una ofensiva de las fuerzas oficialistas en Idlib, una provincia del noroeste de Siria y el último baluarte que le queda a los rebeldes, y en zonas bajo dominio rebelde en la cercana provincia de Alepo.

Un acuerdo de cese de hostilidades entre Rusia y Turquía, que apoyan bandos opuestos en el conflicto, entró en vigencia hace pocos días. Sin embargo, la violencia continúa.

El Observatorio Sirio para los Derechos Humanos y la agencia de noticias Step reportaron que nueve personas murieron en el bombardeo, entre ellos una familia entera: los padres y sus seis hijos. Ambas entidades culparon a la aviación rusa por el ataque.

La ofensiva oficialista ha desplazado a cientos de miles de personas, muchas de las cuales han huido a zonas cercanas a la frontera con Turquía. Docenas de combatientes de ambos bandos han muerto en la lucha.

En Idlib dominan extremistas vinculados a Al Qaeda. Viven ahí unos 3 millones de civiles, la ONU ha advertido sobre la posibilidad de una crisis humanitaria allí.