Guatemala declara estado de prevención, ejército a la calle

El presidente guatemalteco Alejandro Giammattei anunció el estado de prevención en dos municipios para combatir a las pandillas, lo que permite al ejército realizar actividades de seguridad ciudada...

El presidente guatemalteco Alejandro Giammattei anunció el estado de prevención en dos municipios para combatir a las pandillas, lo que permite al ejército realizar actividades de seguridad ciudadana.

A través de un mensaje, Giammattei señaló el viernes que se usarán al ejército y la Policía Nacional Civil para detener a los integrantes de las pandillas que operan en los municipios de Mixco y San Cuan Sacatepéquez, ambos del departamento de Guatemala y que tienen un alto índice de criminalidad. El estado de prevención estará vigente por siete días.

Inicia el combate contra la delincuencia, el sicariato, la extorsión y los grupos organizados en pandillas y maras, aseguró Giammattei.

Según la ley de orden público el estado de prevención permite militarizar los servicios públicos e intervenir los prestados por empresas particulares, limitar la celebración de reuniones al aire libre, disolver por la fuerza todo grupo o manifestación pública que se lleve a cabo sin autorización y prohibir la circulación o estacionamiento de vehículos en determinados lugares y el uso y portación de armas de fuego.

El estado de prevención fue ordenado por un decreto firmado por todos los ministros y publicado en el diario oficial. El Ministerio de la Defensa Nacional informó que 1.000 soldados fueron asignados a los operativos.

El exministro de Gobernación, Carlos Menocal, sostuvo que la acción del presidente Giammattei es acertada porque se busca combatir a las pandillas en los lugares donde tienen control sobre la población.

Siete de cada 10 guatemaltecos trabajan en la economía informal, este sector ha aumentado y también lo han hecho las extorsiones, especialmente en estos lugares. Pero también hay que promover la cultura de denuncia por parte de la población para que se capturen a los miembros de las pandillas.

Durante la campaña y en la toma de posesión Giammattei anunció que presentaría al Congreso una iniciativa de ley para declarar a las pandillas como grupos terroristas.

La certeza jurídica, la protección de la inversión y la promoción del empleo serán las banderas de nuestro gobierno, pero eso se logrará con seguridad, dijo.

La propuesta aún no ha sido entregada al Congreso.