Siria: Civiles del noroeste huyen de ofensiva del gobierno

Las fuerzas del gobierno sirio continuaron el lunes con una nueva ofensiva militar en contra del último bastión rebelde en el país, operativo que iniciaron la semana pasada y que ha desencadenado u...

Las fuerzas del gobierno sirio continuaron el lunes con una nueva ofensiva militar en contra del último bastión rebelde en el país, operativo que iniciaron la semana pasada y que ha desencadenado un éxodo masivo de civiles hacia zonas más seguras cerca de la frontera con Turquía.

Respaldadas por ataques aéreos y artillería, las tropas sirias han avanzado por la provincia noroccidental de Idlib hacia una importante población bajo control rebelde: Maaret al-Numan. La localidad se ubica sobre una carretera que une a la capital, Damasco, con la ciudad norteña de Alepo, la más grande de Siria.

El objetivo inmediato de las tropas del presidente sirio Bashar Assad parece ser reabrir la carretera, que los rebeldes han mantenido cerrada desde 2012.

La provincia de Idlib está dominada por extremistas vinculados a Al Qaeda. También es hogar de alrededor de unos tres millones de civiles, y las Naciones Unidas han advertido del creciente riesgo de una catástrofe humanitaria en la frontera con Turquía. La ONU afirma que más de la mitad de los civiles en Idlib han sido desplazados internamente después de los continuos reportes de ataques aéreos en la zona.

Stephane Dujarric, portavoz de la ONU, dijo el lunes que la pausa humanitaria de seis horas que negoció el organismo mundial permitió el tránsito seguro de más de 2.500 personas que huían del área en conflicto.

Durante los últimos tres días se ha reportado que unas 39 comunidades han resultado afectadas por la artillería en las gubernaturas del norte de Hama, el sur de Idlib y el oeste de Alepo, mientras que se han reportado ataques aéreos en 47 comunidades, indicó Dujarric.

Las Naciones Unidas exhortan a todas las partes a garantizar la protección de los civiles, y a permitir el acceso sostenido y libre a todas las partes de ayuda humanitaria para brindar asistencia vital a todos los necesitados, indicó el vocero.

Habitantes de aldeas y pueblos en el sur de la provincia de Idlib han huido con algunas pertenencias a bordo de autobuses, autos y motocicletas.

El gobierno reanudó su ofensiva terrestre la semana pasada después de que se vino abajo una tregua que había permanecido vigente desde finales de agosto.

___

Los periodistas de The Associated Press James Heintz en Moscú y Edith M. Lederer en las Naciones Unidas contribuyeron con este despacho.