EEUU busca a cuatro narcos vinculados a cartel de Sinaloa

Las autoridades estadounidenses presentaron cargos el martes contra dos narcotraficantes mexicanos y dos guatemaltecos que supuestamente facilitaron sobornos a un hermano del presidente de Honduras y ...

Las autoridades estadounidenses presentaron cargos el martes contra dos narcotraficantes mexicanos y dos guatemaltecos que supuestamente facilitaron sobornos a un hermano del presidente de Honduras y otros políticos hondureños para poder mover cocaína del cartel de Sinaloa hacia Estados Unidos.

La fiscalía del distrito sur de Nueva York anunció la acusación formal contra el mexicano Amado Beltrán, o Don Amado, los guatemaltecos Otto y Ronald Salguero y el mexicano Fernando Rodríguez. Todos fueron acusados también de posesión y uso de armas.

Tony Hernández, hermano del presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, fue declarado culpable de narcotráfico por un jurado en una corte en Manhattan en octubre.

Durante su juicio se mencionó el nombre de al menos tres de los acusados el martes: Beltrán y los hermanos Salguero. Según un testigo del juicio, éstos estuvieron presentes en una reunión en Honduras en 2013 en la que supuestamente Joaquín El Chapo Guzmán entregó un millón de dólares en efectivo a Tony Hernández para financiar la campaña presidencial del actual mandatario del país.

El testigo, Amílcar Alexander Ardón, dio detalles de la supuesta reunión durante el juicio y dijo que el dinero estaba en fajos de 50.000 y 100.000 dólares. El Chapo al parecer le dijo a Don Amado que los fuera a buscar a su auto. Después fueron colocados en la mesa, testificó Ardón.

Lo contamos, dijo el testigo. Estaba en bolsas de plástico.

Según Ardón, el presidente Hernández le pidió dinero para financiar las campañas electorales del Partido Nacional. Ardón dijo que pagó sobornos en elecciones de 2005, 2009, 2013 y 2017.

El presidente de Honduras ha negado repetidamente las acusaciones insistiendo en que son una estrategia de los narcotraficantes para conseguir reducciones de penas y vengarse de él por haber facilitado extradiciones de traficantes a Estados Unidos.

Las autoridades estadounidenses aseguraron el martes que a partir de 2004, Beltrán, los Salguero y Rodríguez trabajaron entre ellos, junto a Tony Hernández y líderes del cartel de Sinaloa, para traficar cocaína. La recibían en Honduras desde Colombia y Venezuela, aseguró la fiscalía. Con el objetivo de que avanzara por Honduras hacia Guatemala y México los acusados pagaban sobornos a políticos hondureños, incluido Tony Hernández. También ofrecían seguridad, con armas, para los cargamentos.

Tras la reciente condena del excongresista hondureño Tony Hernández, los cargos de hoy son una prueba más de que incluso los narcotraficantes mejor conectados tendrán que rendir cuentas, dijo en el comunicado de la fiscalía Wendy Woolcock, agente a cargo de la agencia antidrogas estadounidense.

Portavoces de la fiscalía no respondieron a un mensaje de The Associated Press preguntando si los acusados han sido arrestados.

Los casos de los acusados el martes fueron adjudicados al juez Kevin Castel, el mismo magistrado que sentenciará a Tony Hernández a principios del año que viene.