Perro se hace amigo de jirafa huérfana en Sudáfrica

Un perro se hizo amigo de una cría de jirafa abandonada al nacer, pero que fue rescatada y trasladada a un orfanato local.

Un perro se hizo amigo de una cría de jirafa abandonada al nacer, pero que fue rescatada y trasladada a un orfanato local.

Jazz, una jirafa macho, llegó a The Rhino Orphanage con apenas días de nacido. Un agricultor lo halló en el campo, débil y deshidratado, y llamó al centro para pedirles ayuda.

El perro Hunter, que vigila el orfanato, rápidamente comenzó a cuidar al recién llegado.

La cuidadora Janie Van Heerden dice que se hicieron amigos de inmediato.

La jirafa recibió líquidos por vía intravenosa y está mucho mejor, señaló. Se le está alimentando con leche y está tratando de comer hojas.

Posiblemente pronto podrá irse a casa, agregó Van Heerden.