Cuba recibe dique flotante chino para recuperar astilleros

Cuba recibió el miércoles de China un dique flotante que le permitirá recuperar la capacidad para reparar buques de hasta 65.000 toneladas que desde hace una década debía enviar afuera del país.

Cuba recibió el miércoles de China un dique flotante que le permitirá recuperar la capacidad para reparar buques de hasta 65.000 toneladas que desde hace una década debía enviar afuera del país.

La compra del dique al país asiático costó 49 millones de dólares, indicó Yohannes Milian, gerente de los estatales astilleros de Casablanca, al este de La Habana, donde se realizó la ceremonia para embanderar la gigantesca infraestructura.

La isla enfrenta fuertes dificultades para reparar sus propios barcos o prestar servicios a los que llegan a sus costas pese a tener mano de obra muy calificada.

Por un lado, las sanciones derivadas del embargo estadounidense y por el otro sus propias limitaciones de liquidez en una economía con poco crecimiento hicieron que la nación caribeña perdiera su capacidad para reparar las naves petroleras, graneleras o de pasajeros, cuyo paso comenzó a incrementarse durante el acercamiento con la administración de Barack Obama hasta que el presidente Donald Trump ajustó las medidas incluso contra el sector naviero.