Los republicanos perderán las elecciones si no apoyan la reforma migratoria:McCain

  • McCain sostuvo que el actual "circo" sobre el tema migratorio está dañando políticamente al Partido Republicano.
  • El ex candidato a la presidencia ha promovido la reforma migratoria durante su estancia en el Senado.
  • Afirma que el el 'statu quo' de la reforma migratoria sigue siendo inaceptable.

El influyente senador de Arizona y ex candidato presidencial republicano, John McCain, advirtió este viernes que su partido no ganará la Casa Blanca en las elecciones de 2016 a menos que apoye la reforma migratoria integral.

Si el nominado republicano no apoya una reforma migratoria integral, no tenemos posibilidad de derrotar a Hillary ClintonAunque no mencionó por su nombre al aspirante presidencial republicano Donald Trump, McCain sostuvo que el actual "circo" sobre el tema migratorio está dañando políticamente al Partido Republicano.

"Si el nominado republicano no apoya una reforma migratoria integral y una política de seguridad fronteriza, no tenemos posibilidad de derrotar a Hillary Clinton y ganar la Casa Blanca en 2016", reconoció en una declaración escrita distribuida por su oficina.

McCain ha promovido la reforma migratoria durante su estancia en el Senado, pero se distanció del tema en su carrera presidencial en 2008.

Como resultado, el senador sólo obtuvo el 31 por ciento del voto latino, 13 puntos porcentuales por debajo del nivel de George W. Bush.

En 2013, el Senado estadunidense aprobó una iniciativa de reforma migratoria que incluyó la legalización de más de 11 millones de inmigrantes indocumentados y 6.5 mil millones de dólares para la contratación de 20 mil agentes de la Patrulla Fronteriza.

Pero el proyecto senatorial de ley nunca fue sometido a voto por los republicanos de la Cámara de Representantes.

"Desafortunadamente esos esfuerzos fallaron. Pero el 'statu quo' sigue siendo inaceptable, amenazando nuestra seguridad, dañando nuestra economía, pervirtiendo el estado de derecho y haciéndonos incumplir nuestras responsabilidades humanitarias", remató.

Su perspectiva corresponde con la de su compañero republicano del Senado, Lindsey Graham, quien advirtió esta semana que Donald Trump está haciendo más ancha la brecha entre los republicanos y los hispanos.