El Pentágono envía por error muestras de ántrax activo a laboratorios de nueve estados

  • El Departamento de Defensa dijo que no hay sospecha de riesgo para el público.
  • La bacteria activa fue enviada a centros de investigación alifornia, Delaware, Maryland, Nueva Jersey, Nueva York, Texas, Virginia y Wisconsin.
  • El Pentágono apuntó que el mecanismo regular es transportar ántrax inerte a otras instalaciones y se investiga la transferencia "inadvertida" del virus.
El Pentágono.
El Pentágono.
ARCHIVO

El Departamento de Defensa informó este miércoles que se enviaron muestras de la bacteria activa del ántrax por equivocación a centros de investigación en nueve estados del país y en Corea del Sur.

No sospechamos de ningún riesgo para el público "En este momento no sospechamos de ningún riesgo para el público en general", aclaró el portavoz del Departamento de Defensa, Steve Warren.

El agente, que puede ser usado como arma biológica, fue enviado desde el laboratorio militar en Dugway, Utah, a centros de investigación en California, Delaware, Maryland, Nueva Jersey, Nueva York, Texas, Virginia y Wisconsin, además de instalaciones militares en Corea del Sur.

Warren explicó que el Pentágono estaba trabajando en un proyecto para "identificar amenazas biológicas en el ambiente".

El Pentágono apuntó que el mecanismo regular es transportar ántrax inerte a otras instalaciones, pero reconoció que en este caso fueron enviadas muestras vivas de ese agente biológico.

Por su parte, los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) confirmaron que ya investigan conjuntamente con el Departamento de Defensa la trasferencia "inadvertida" de ántrax vivo.

En junio de 2014, un incidente similar se reportó en el propio CDC, luego que 80 trabajadores estuvieron expuestos al Bacillus anthracis, que provoca la enfermedad, debido a que uno de sus laboratorios envió el agente biológico por equivocación.

El director de CDC, Tom Frieden, decretó el año pasado una moratoria para transportar cualquier agente infeccioso activo o inactivo dentro o fuera de sus instalaciones, hasta que se concluyera una investigación realizada por un comité consultivo de esa institución.