La normalización de relaciones entre EU y Cuba llega al arte con la exposición 'Ruido salvaje'

  • El Museo Nacional de Bellas Artes de La Habana y el del Bronx de Nueva York se une para mostrar esta exposición que llevará a Cuba a Andy Warhol.
  • 'Wild Noise' ('Ruido salvaje') coincide con el diálogo entre EU y el régimen cubano para establecer relaciones.
  • La muestra la mayor de arte extranjero celebrada en Cuba desde 1962.
<p>Una de las obras que se exponen en La Habana es este retrato de Flavor Flav, del grupo de rap Public Enemy, tomado por Coreen Simpson</p>
Una de las obras que se exponen en La Habana es este retrato de Flavor Flav, del grupo de rap Public Enemy, tomado por Coreen Simpson
Gift of the Artist - Courtesy The Bronx Museum of the Arts

Que la llegada a un país por vez primera de un cuadro de Andy Warhol se considere "un sueño hecho realidad" puede parecer chocante y un tanto añejo. No es el caso en Cuba, donde una exposición de artistas estadounidenses de la segunda mitad del siglo XX, con casi un centenar de obras cedidas por un museo de EU, se ha convertido en una noticia de calado histórico: se trata de la mayor muestra de arte extranjero celebrada en el país antillano desde el embargo de 1962 que ahora parece a punto de caer gracias al diálogo entre las administraciones de Obama y el castrismo.

Ruido Salvaje (Wild Noise), que está programada desde el 21 de mayo hasta el 16 de agosto en el Museo Nacional de Bellas Artes de La Habana (MNBA), nace de la colaboración entre la pinacoteca pública cubana, la más importante del país, y el Museo del Bronx de Nueva York, un muy buen surtido centro de arte moderno, que ha cedido las 96 obras de 54 artistas que conforman el recorrido.

Poema de Víctor Hugo

El título de la antología está tomado de un poema del escritor francés Víctor Hugo que habla del "ruido salvaje donde comienza el infinito" para referirse a la sublimación del caos y el bullicio de los grandes espacios urbanos.

Habrá otra exposición en Nueva York de obras cedidas por Cuba La muestra, que coincide con las conversaciones oficiales entre Cuba y los EE UU que deben resolver los últimos escollos para el restablecimiento de las relaciones y la apertura de embajadas, será correspondida con otra inversa, con cesiones del museo de La Habana, que acogerá la pinacoteca neoyorquina durante la primavera de 2016. Una de las coordinadoras del MNBA, Corina Matamoros, señaló que se trata del "mayor intercambio museístico" que el centro cubano ha realizado nunca "con una institución extranjera".

La 'Bandera Afronorteamericana' cuelga en La Habana

Wild Noise, añadió, será una primera oportunidad para que los habitantes de la capital caribeña "aprecien una zona del arte contemporáneo estadounidense y de primera calidad prácticamente inédita para el público cubano". Nunca antes se habían exhibido en Cuba, por ejemplo, obras de Warhol, la fotógrafa francesa Sophie Calle, el conceptualista Willie Cole o David Hammons, cuya enorme y reivindicativa Bandera Afronorteamericana, de varios metros de largo, será colocada en la fachada del museo, ubicado frente al Capitolio Nacional.

Estamos en el umbral de un nuevo tipo de relaciones  La directora del Museo del Bronx, Holly Block, se ha desplazado a La Habana para la inauguración con Sergio Blessa, director de programas de la institución, fundada en 1971. "Estamos en el umbral de un nuevo tipo de relaciones entre Cuba y los EE UU, tanto política como artísticamente", declaró la primera. "El Museo del Bronx ha estado trabajando con la comunidad artística de Cuba desde el lanzamiento de la primera Bienal de La Habana en 1984 y estamos comprometidos a seguir construyendo el diálogo cultural entre nuestros dos países".

Ambas pinacotecas han anunciado otras iniciativas comunes: el intercambio de artistas, de adolescentes que cursen estudios relacionados con la creación plástica y la edición conjunta y bilingüe de publicaciones y catálogos.