El policía blanco que mató a tiros a un hombre negro en Carolina del Sur fue despedido

  • El ahora exoficial enfrentará cargos por asesinato.
  • El video de un testigo muestra cómo disparó en ocho ocasiones.
  • El FBI y el Departamento de Justicia investigarán el caso.

Un policía blanco de Carolina del Sur que afirmó haber matado a un hombre negro en defensa propia ha sido despedido y enfrenta cargos por asesinato después de que el video de un testigo mostrara al oficial efectuando ocho disparos cuando el hombre huía.

"El oficial Michael Thomas Slager ha sido despedido, pero el pueblo continuará pagando por su seguro de salud porque su esposa tiene ocho meses de embarazo", informó el alcalde de North Charleston, Keith Summey, quien dijo que se trata de una tragedia para las dos familias.Los organismos federales determinarán si se trató de una violación de los derechos civiles, que es un delito federal

El FBI y la división de derechos civiles del Departamento de Justicia investigarán el caso.

El video muestra cómo el policía dispara a un hombre negro que trató de huir luego de ser detenido por un control de tráfico ha llevado a las autoridades a presentar cargos de asesinato contra el oficial, en medio de la indignación pública por varios casos de hombres negros desarmados que murieron a manos de agentes de la ley.

Los organismos federales determinarán si se trató de una violación de los derechos civiles, que es un delito federal. Siempre les ha resultado difícil a los fiscales federales demostrar que un agente local violó intencionalmente los derechos civiles de un individuo, en particular cuando el hecho sucedió durante un enfrentamiento físico que exigió decisiones rápidas.

Para el miércoles, se prevén protestas en North Charleston, encabezadas por un grupo creado tras la muerte a tiros de otro hombre negro en Ferguson, Missouri, en agosto pasado.

El video, entregado a la familia del fallecido por una persona no identificada que grabó las imágenes, parece mostrar al agente disparando ocho veces por la espalda a Walter Lamer Scott mientras éste huye corriendo. Scott, de 50 años, cae al suelo tras el octavo disparo, realizado tras una breve pausa.

No quería regresar a la cárcel

Los padres de Scott hicieron declaraciones por separado a distintos programas de televisión el miércoles.

Walter Scott padre dijo en "Today Show" de la NBC que su hijo tal vez huyó porque debía la cuota alimentaria de sus hijos y no quería regresar a la cárcel. Añadió que el policía "parecía estarle disparando a un ciervo en el bosque". Casi no podía mirarlo, al ver a mi hijo indefenso correr y caer herido

Judy Scott dijo que el video era "la cosa más horrible que he visto en mi vida".

"Casi no podía mirarlo, al ver a mi hijo indefenso correr y caer herido. Me destrozó el corazón", dijo la madre en el programa "Good Morning America" de la ABC.

El alcalde Summey anunció los cargos el martes en una rueda de prensa en la que dijo que Slager tomó "una mala decisión". Las autoridades señalaron que Scott fue abatido después de que el agente ya hubiera empleado una pistola eléctrica, en un encuentro que comenzó cuando el agente paró al fallecido por una luz de freno defectuosa.

"Cuando uno se equivoca, se equivoca", dijo Summey a la prensa. "Cuando uno toma una mala decisión, no importa si está detrás del escudo o es un ciudadano de la calle, tiene que vivir con esa decisión".

En una vista preliminar el martes se negó una fianza a Slager, que lleva cinco años en la policía de North Charleston. El agente no estaba acompañado por un abogado. De ser condenado, se arriesga a entre 30 años de cárcel y cadena perpetua.

El tiroteo se produjo en medio de una crisis de confianza entre las fuerzas de la ley y las minorías, después de varias muertes muy publicitadas como los casos de Michael Brown en Ferguson, Missouri, o Eric Garner en Staten Island, Nueva York.

Ahora, los estadounidenses miran de cerca los tiroteos policiales, especialmente los que implican a agentes blancos y sospechosos negros desarmados. Un jurado de instrucción declinó procesar al agente Darren Wilson en Ferguson, Missouri, por la muerte de Brown el pasado agosto. Esa decisión provocó protestas a nivel nacional.

Convocan a manifestación

Una delegación local del grupo Las Vidas de los Negros Importan, formada tras la muerte de Brown, convocó una manifestación para el miércoles por la mañana en el ayuntamiento de North Charleston.

La familia de Scott y su abogado, L. Chris Stewart, pidieron protestas tranquilas y pacíficas. Los cargos de asesinato demuestran que la justicia está funcionando en este caso, señalaron. El video forzó a las autoridades a actuar de forma rápida y decisiva

El video forzó a las autoridades a actuar de forma rápida y decisiva, dijo Stewart.

El entonces abogado de Slager, David Aylor, había difundido un comunicado el lunes diciendo que el agente se sintió amenazado y que Scott intentó arrebatarle su pistola eléctrica. Aylor abandonó el caso tras la publicación del video.

La grabación muestra a Scott cayendo al suelo tras los disparos. Después, el agente camina despacio hacia el fallecido y le ordena colocar las manos detrás de la espalda. Cuando Scott no se mueve, Slager le pone las manos a la espalda y le esposa. Después camina deprisa hasta el lugar desde el que disparó, recoge un objeto y vuelve a recorrer los aproximadamente 10 metros hasta Scott antes de dejar el objeto junto a los pies del hombre caído, según se ve en el video.

El video atrajo condenas de autoridades en Carolina del Sur. La gobernadora Nikki Haley emitió un comunicado diciendo que las acciones de Slager no eran aceptables y no reflejaban los valores del estado.

Scott tenía cuatro hijos, estaba comprometido y se licenció con honores de la Guardia Costera. No había delitos violentos en su historial, dijo su abogado.