Mahony habla de "perdonar a los enemigos" en plenas protestas por los abusos sexuales

  • Dedicó este lunes la entrada de su blog al "amor a los enemigos en la vida".
  • La pasada semana, varios grupos cuestionaron la presencia de cardenales acusados de haber tratado de ocultar casos de clérigos pederastas.
  • "Tenemos muchos desafíos en nuestro camino cuaresmal pero uno en particular es el centro de mi oración: el amor a nuestros enemigos en la vida".

El cardenal Roger Mahony dedicó este lunes la entrada de su blog al "amor a los enemigos en la vida", en medio de la polémica por los escándalos de abusos sexuales y después de que en las últimas semanas varios grupos hayan criticado su participación en el cónclave para elegir un nuevo papa.

"Tenemos muchos desafíosen nuestrocamino cuaresmal,pero uno en particulares el centro demi oración y mitrabajo estaCuaresma:el amor anuestros enemigosen la vida. Las palabras de Jesúsno puede ser másclaras oconvincentes", señalaba Mahony en su página.

Mahony estará en el cónclave que elegirá al nuevo papa, como ocurrió en 2005 en la elección de Benedicto XVI "Ustedes hanoído que sedijo: 'Amarás a tu prójimo y odiarása tu enemigo.Pero yo os digo: Amad a vuestrosenemigos yorad por los queos persigan,para que seáishijos de vuestro Padrecelestial, queilumina en lo maldad y en la bondad, y causa la lluviasobre los justos ylos injustos".

Mahony anunciaba este lunes también la entrada de su blog en su cuenta de Twitter: "¿Alguien interesado en amar a sus enemigos o hacer algo bueno a aquellos que te persiguen? Lee mi blog hoy".

La pasada semana, varios grupos cuestionaron la presencia de cardenales acusados de haber tratado de ocultar casos de clérigos pederastas, entre ellos, la de Roger Mahony. Entre otras, la revista católica Famiglia Cristiana a preguntar a sus lectores si consideran oportuna su presencia.

Mahony, bajo cuya gestión se dieron centenares de casos de abusos de menores por parte de sacerdotes, estará en el cónclave que elegirá al nuevo papa, como ocurrió en 2005 en la elección de Benedicto XVI.