Autoridades buscan sumar más seguridad en frenado para los autos nuevos

  • Actualmente, la NHTSA recomienda tres tecnologías de seguridad a los compradores de autos.
  • Sin embargo, no está claro cuándo podrían exigirse otros dispositivos, como el frenado de emergencia.
  • Dichos dispositivos son caros en la actualidad y se encuentran sobre todo en modelos de alto costo.

La agencia de seguridad automotriz del gobierno de Estados Unidos quiere agregar dos dispositivos de frenado de emergencia automáticos a su lista de prestaciones de seguridad recomendadas a los compradores de autos nuevos.

Sin embargo, no es claro cuándo, o si, la Administración Nacional de Seguridad en Carreteras (NHTSA) requerirá que los fabricantes instalen los nuevos dispositivos en todos los vehículos nuevos. La agencia planea agregar los sistemas de apoyo dinámico de frenado y de frenado por amenaza de choque a sus recomendaciones

La agencia planea agregar los sistemas de apoyo dinámico de frenado y de frenado por amenaza de choque a sus recomendaciones. El sistema de frenado por amenaza de choque detiene el vehículo automáticamente si los sensores detectan la posibilidad de una colisión, mientras que el sistema dinámico de frenado añade fuerza a los frenos si el conductor no está pisándolos con fuerza suficiente para evitar un choque.

La agencia decidirá después si esas características serán incluidas en las pegatinas de las ventanillas que muestran la calificación de seguridad del gobierno. La fecha de inicio de las recomendaciones se definirá después de comentarios públicos.

Las recomendaciones ayudan a que la industria automotriz adopte funciones adicionales de seguridad, dijo el jueves el secretario de Transporte Anthony Foxx al anunciarlas ante un grupo de ingenieros automotores en Washington.

Actualmente, la NHTSA recomienda tres tecnologías de seguridad a los compradores de autos: alerta de colisión frontal, alerta de salida de carril y cámaras de visión trasera. Las cámaras serán exigidas para todos los vehículos ligeros a partir de mayo de 2018.

Sin embargo, no está claro cuándo podrían exigirse otros dispositivos, como el frenado de emergencia. Dichos dispositivos son caros en la actualidad y se encuentran sobre todo en modelos de alto costo, pero el jefe de la NHTSA, Mark Rosekind, dijo a reporteros en Detroit la semana pasada que los quiere en todos los modelos.

"La seguridad no debería depender del valor de tu auto", dijo.