La red yihadista desarticulada en Bélgica planeaba asesinar policías en plena calle

  • Trece personas han sido detenidas por la fiscalía belga tras la operación que acabó con dos sospechosos muertos el jueves noche.
  • "Se han desmantelado varias células terroristas cuyo objetivo era matar a policías", dijo el fiscal belga.
  • El Gobierno de Bélgica prevé aprobar este mismo viernes un conjunto de medidas para reforzar la lucha antiterrorista.

La Fiscalía de Bélgica ha informado este viernes de que durante el operativo antiterrorista desplegado el jueves en el país han resultado detenidas 13 personas e incautadas numerosas armas y explosivos.

"Se han desmantelado varias células terroristas cuyo objetivo era matar a policías", indicó Thierry Werts, de la Fiscalía federal durante una conferencia de prensa en Bruselas.

Por su parte, el portavoz de ese órgano, Eric van der Sypt, señaló en la misma conferencia de prensa que la Policía federal y las unidades antiterroristas "realizaron en la tarde del jueves 12 intervenciones" en diferentes ciudades del país. "No puedo confirmar más, pero sí, su objetivo era matar a policías en las comisarías o en otros lugares de la vía pública... Tenían planes concretos para atentar contra la Policía", agregó van der Sypt, que también indicó que por el momento no pueden comunicar las identidades de los detenidos.

Estamos muy contentos por que no se haya producido ninguna baja entre la Policía ni tampoco entra la población civil"Asimismo señaló que la Fiscalía planea pedir a Francia la extradición de dos sospechosos detenidos en Francia, pero declinó dar más detalles, aunque sí precisó que "esta operación no tiene nada que ver con las investigaciones en París", en relación a los atentados de la semana pasada en la capital gala. Werts, por su parte, insistió en que "no hay un vínculo establecido" con los atentados de París, en que murieron 17 personas.

También este viernes el primer ministro francés, Manuel Valls, se ha pronunciado en el mismo sentido: "Solo los que están al frente de la investigación pueden decirlo. Parece que no hay un vínculo. Hay que ser prudentes, pero en todo caso el vínculo que existe es la voluntad de los terroristas de atacar a nuestros valores y a nuestros conciudadanos", indicó durante un viaje de trabajo a Quimper, en el noroeste del país.

La operación antiterrorista que Bélgica desplegó el jueves por la noche en varias ciudades del país y que se ha dado por concluida esta mañana acabó con la muerte de dos sospechosos yihadistas y la detención de un tercero, herido durante el operativo, así como con la incautación de armamento. "La investigación continúa y demostrará si hemos podido encontrar todos los vínculos o no", agregó el portavoz de la Fiscalía federal belga.

Werts añadió que las autoridades "aún están investigando la identidad de los dos fallecidos" en la operación realizada el jueves en Verviers (Valonia). "Estamos muy contentos por que no se haya producido ninguna baja entre la Policía ni tampoco entra la población civil", agregó el portavoz.

Medidas antiterroristas

Por su parte, el Gobierno de Bélgica prevé aprobar este mismo viernes un conjunto de medidas para reforzar la lucha antiterrorista, al tiempo que ha subido un escalón el nivel de alerta de seguridad ante una amenaza de ese tipo.

Las medidas, que ya estaban previstas y estaban siendo estudiadas con anterioridad a la operación antiterrorista que las fuerzas de seguridad realizaron el jueves en el país, buscan reforzar esa lucha también contra el radicalismo. Inmediatamente después de conocerse el operativo, el Órgano de Coordinación para el Análisis de las Amenazas (OCAM, en francés) ha elevado el nivel de alerta para todo el país del nivel 2 al 3, sobre una escala de 4.

Entre las medidas previstas está la ampliación de la posibilidad de recurrir a escuchas telefónicas de personas sospechosas de actividades de terrorismo o radicalismo, al tiempo que se contempla la eventual retirada de la ciudadanía belga a quienes tengan doble nacionalidad.