Oklahoma reanuda las ejecuciones tras la suspensión por la agonía extensa en un reo

  • Charles Frederick Warner fue condenado por el asesinato de una bebé en 1997.
  • Su ejecución se aplazó desde abril de 2014, pues el día programado su ejecución otro reo comenzó a sufrir una agonía prolongada tras la inyección letal.
  • En Florida se aplicó la pena de muerte a Johnny Shane Kormondy.

Oklahoma ejecutó el jueves a un reo condenado por el asesinato de una bebé en 1997, en lo que fue la primera inyección letal del estado desde una que resultó malograda el año pasado.

Es la segunda vez que Oklahoma usa el sedante midazolam como parte del método de ejecución Los funcionarios carcelarios declararon muerto a Charles Frederick Warner a las 7:28 p.m, hora del centro (2328 GMT). Es la segunda vez que Oklahoma usa el sedante midazolam como parte del método de ejecución con tres fármacos, el cual había sido impugnado por Warner y otros condenados a pena capital bajo el argumento de que con él se corría el riesgo inconstitucional de dolor y sufrimiento.

La ejecución se realizó después que la Corte Suprema federal decidió no someter a consideración el alegato de si un sedante dado a un presidiario sería lo bastante fuerte para dejarlo lo suficientemente inconsciente como para no sentir cómo se detienen su corazón y pulmones por la acción de los otros fármacos.

La ejecución de Warner, de 47 años, estaba programada originalmente para abril del año pasado, la misma noche que fue ejecutado Clayton Lockett, quien comenzó a retorcerse, gemir y a tratar de levantar la cabeza después que se le declaró inconsciente.

Florida usa el mismo método

Floridatambién realizó una ejecución el jueves, usando el mismo método que Oklahoma. Ambos estados planeaban empezar sus ejecuciones con midazolam.

Johnny Shane Kormondy fue declarado muerto a las 8:16 de la noche del jueves en la prisión estatal de Florida, poco después de haber recibido una inyección letal. La ejecución fue postergada dos horas por una apelación de último momento a la Corte Suprema federal que finalmente fue rechazada.

Oklahoma incrementó en cinco veces la cantidad de sedante  Kormondy, de 42 años, y dos cómplices fueron declarados culpables de haber ingresado a la fuerza al hogar de Gary y Cecilia McAdams en Pensacola en 1993. Gary fue muerto a tiros, y Cecilia violada repetidamente.

Oklahoma incrementó en cinco veces la cantidad de sedante que planeaba usar para igualar la fórmula que Florida había usado en 11 ejecuciones exitosas.

El midazolam también fue usado en ejecuciones malogradas el año pasado en Arizona y Ohio. Los reos resoplaron y jadearon durante las ejecuciones por inyección letal, las cuales tardaron más de lo previsto.

Scott Pruitt, fiscal general de Oklahoma, ha reconocido que el midazolam no es la primera opción del estado para usarse en inyecciones letales. Pero dijo que funcionarios carcelarios no han podido aprovisionarse de otros fármacos más efectivos debido a que sus fabricantes se oponen a que se usen en ejecuciones.