Napolitano: "Si el Congreso no actúa en materia migratoria, el Gobierno debe usar su autoridad"

  • La ex titular del Departamento de Seguridad Interna está a favor de que el presidente actúe de manera unilateral en el frente migratorio.
  • "Si el Congreso se rehúsa a actuar y cumplir con sus funciones, creo que resulta apropiado que el (poder) ejecutivo utilice su autoridad", explica.

El programa de alivio temporal para jóvenes inmigrantes que llegaron a Estados Unidos siendo niños, conocido como DACA, ofrece un mapa de ruta al gobierno para implementar una acción ejecutiva a favor de millones de indocumentados, consideró Janet Napolitano.

Resulta apropiado que el ejecutivo utilice su autoridad, basado en la ley La ex titular del Departamento de Seguridad Interna (DHS, por sus siglas en inglés) dijo en entrevista con el periódico The Washington Postestar a favor de que el presidente Barack Obama actúe de manera unilateral en el frente migratorio ante el fracaso del Congreso para aprobar una amplia reforma.

"Si el Congreso se rehúsa a actuar y cumplir con sus funciones, creo que resulta apropiado que el (poder) ejecutivo utilice su autoridad, basado en la ley, para tomar acción en la arena de migración", indicó al diario la ahora presidenta de la Universidad de California.

Napolitano empero rechazó precisar al diario cuales deberían ser los alcances de la acción ejecutiva que Obama adopte eventualmente, aunque señaló que el programa DACA ofrece "una buena base sobre como implementarla, el aspecto presupuestal, toda la mecánica operativa".

Sin antecedentes penales

El programa suspendió por dos años las deportaciones a favor de 580 mil jóvenes, quienes obtuvieron además permisos de trabajo, pero debieron cumplir varios requerimientos, incluyendo no contar con antecedentes penales.

La entrevista tuvo lugar en anticipación del discurso que Napolitano pronunció este lunes en Georgia, donde detalló por primera vez el debate interno que tuvo lugar antes de que Obama autorizara la implementación del programa DACA, conocido también como Acción Diferida, en el 2012.

En su discurso Napolitano recordó que "hubo serias preocupaciones logísticas" en torno a la implementación del programa, al indicar que el riesgo que se corría era dar la apariencia de que la Casa Blanca estaba haciendo leyes, usurpando una facultad que corresponde al Congreso.

"Nadie sabía como terminaría", indicó la ex gobernadora de Arizona en su discurso, una copia del cual fue obtenida por el diario.

El periódico señaló que la perspectiva de Napolitano es relevante en estos momentos en que la administración Obama evalúa nuevas medidas de alivio migratorio, que serán anunciadas por el mandatario después de las elecciones legislativas de noviembre.