Agentes de inmigración detienen a tres militares afganos en la frontera con Canadá

  • Fueron puestos a disposición del Servicio de Inmigración y Protección de Aduanas.
  • Intentaban entrar a Canadá por el puente que conecta a Nueva York y Ontario.
  • Participaban con militares de rango de Tayikistán, Pakistán, Kazajistán y Mongoli.

Tres oficiales del Ejército Nacional de Afganistán fueron detenidos en la frontera con Canadá y puestos a disposición del Servicio de Inmigración y Protección de Aduanas después de que se esfumaran durante su participación en un programa de adiestramiento en Massachusetts, dijeron las autoridades.

Las autoridades descartaron que los tres oficiales representaran algún peligro  La agencia dijo que los oficiales enfrentaban procedimiento de expulsión después que los acusaran de infracciones migratorias administrativas. Un portavoz del Servicio de Inmigración y Protección de Aduanas (ICE por sus siglas en inglés) dijo que no podía facilitar mayores detalles sobre los cargos.

Los tres afganos fueron remitidos al Centro de Detención Federal Búfalo en Batavia, Nueva York, de acuerdo con el localizador de detenidos que tiene el ICE en línea.

Según la Guardia Nacional de Massachusetts, la Agencia de Seguridad Fronteriza de Canadá detuvo el lunes a los militares afganos cuando intentaban ingresar en Canadá por el puente Rainbow, que conecta a Nueva York y Ontario en las cataratas del Niágara. Los tres oficiales fueron identificados como el mayor Jan Mohamad Arash, el capitán Mohamad Nasir Askarzada y el capitán Noorula Aminyar.

Posible deserción

Funcionarios militares dijeron que los tres oficiales afganos participaban con militares de rango de Tayikistán, Pakistán, Kazajistán y Mongolia en un ejercicio de adiestramiento de Cooperación del Mando Central Regional de Estados Unidos en la Base Conjunta de Cabo Cod, en Massachusetts.

El sábado se avisó de la desaparición de los afganos después de que salieran de la Base Edwards El sábado se avisó de la desaparición de los afganos después de que salieran de la Base Edwards en día de descanso para visitar un centro comercial.

Los ejercicios, que concluyen el miércoles, se efectúan anualmente desde 2004 para fomentar la cooperación y la interoperabilidad entre las fuerzas, construir capacidad funcional, practicar operaciones de mantenimiento de la paz y elevar la preparación militar, según autoridades.

Las autoridades de Estados Unidos han descartado que los tres oficiales afganos representaran algún peligro para la ciudadanía.

El gobernador de Massachusetts, Deval Patrick, a quien se informó del incidente durante el fin de semana, dijo el lunes que se había hecho una cabal investigación de los tres militares afganos para autorizar su ingreso en Estados Unidos.

Las fuerzas armadas estadounidenses habían conjeturado sobre una posible deserción de los tres oficiales afganos.