México es un país famoso por su gran diversidad poblacional, ya sea por factores étnicos, socioeconómicos o climáticos según la región. Pero pocas veces se llegan a unir estos grupos en un mismo lugar, algo que quiere cambiar el reality “El Mundo Real: México”.

Siete desconocidos de diferentes ciudades, orientación sexual, clase social e incluso físico se juntaron en una casa en la capital para esta serie de telerrealidad que se estrena el jueves para todo el mundo por Facebook Watch, la plataforma de video por streaming de Facebook.

Para la participante Dany Torres, de 25 años, la experiencia resultó todo un aprendizaje.

“Claro que hay aprendizaje porque muchos perfiles de la casa al final de cuentas son perfiles con los que yo no conviviría, la verdad”, dijo en una entrevista telefónica con The Associated Press desde Guadalajara. “Pero justo este experimento social me ha llevado a entender que con paciencia, amor y esfuerzo uno puede lograr muchas cosas”.

Torres es estilista y adiestradora canina, pero últimamente se ha dedicado más a hacer espectáculos como drag queen y bailarina de vogue (el estilo de baile popularizado en el video de “Vogue” de Madonna) por todo México. Es la primera participante trans de todas las ediciones de “The Real World”. Oficialmente comenzó a identificarse como mujer hace año y medio, aunque dice que es algo que sentía toda su vida.

“Se me hace súper chido (chévere) poder visibilizar a la comunidad trans en una cotidianidad más normal”, dijo Torres. “Yo sé que detrás de mí vienen muchas generaciones de chicas trans nuevas que tal vez quieran vivir una experiencia similar a la mía y se me hace súper chido poder ayudarlas a que crean en un sueño, a que puedan decir ‘si Dany pudo, yo puedo estar ahí’”.

Melissa Gómez, de 22 años, fue una de las participantes con las que más convivió y se llevó mejor. También tiene una historia de aceptación, pues hasta que llegó al programa ocultaba a sus padres su orientación sexual. A ella le gustan las chicas.

“Fue una experiencia de mucho aprendizaje para mí”, dijo desde Tijuana Gómez, quien se dedica a la producción audiovisual y la fotografía y recientemente se graduó de comunicación. “Siento que ahora puedo expresarme más fácilmente”.

La serie será transmitida exclusivamente por Facebook Watch y tiene versiones hermanas en Estados Unidos y Tailandia que también podrán verse a partir de esta semana en todo el mundo.

Los participantes de “El Mundo Real: México” podían salir a donde quisieran, pero tenían la condición de que debían estar siempre acompañados por cámaras. En la casa tenían un libro con posibles locaciones y creaban su agenda, además de que trataban de hacer las actividades en grupo.

La característica del reality por Facebook Watch _ disponible de forma gratuita en versiones para Apple, Android, escritorio, laptop y TV_ es que tiene funciones interactivas sociales y de comunidad que permiten a los fans participar y conectarse. Las nuevas temporadas son coproducidas por Bunim/Murray Productions y MTV Studios, los creadores del formato.

“The Real World” fue el primer reality show en televisión y el primero en abordar temas como raza, salud mental, orientación sexual y adicciones a partir de las experiencias honestas de jóvenes adultos. Tuvo entre su elenco al primer hombre abiertamente bisexual en televisión, la primera ceremonia de compromiso entre dos personas del mismo sexo y la batalla de uno de sus integrantes contra el VIH.

Desde su lanzamiento en MTV en 1992, suma 32 temporadas. En 2009 se estrenó “The Real World Cancún”, pero esa versión tenía un elenco estadounidense. La edición actual tiene un elenco totalmente mexicano y, a juzgar por el primer capítulo, fue un contraste muy grande de personalidades.

“El tema de las clases sociales estuvo muy, muy marcado desde un inicio, sí fue algo que todos notamos cuando llegamos, sí tuvimos muchas altas y bajas todos”, dijo Gómez. “Lo que más me gustó fue esta parte de empujarme a hacer cosas que a lo mejor en mi vida diaria no haría, que a lo mejor me estaba perdiendo o que nuca pasaron por mi mente hacer”.