EEUU: O’Rourke lanza campaña presidencial para 2020

El demócrata Beto O’Rourke entró el jueves en la contienda presidencial de 2020, cimbrando un ya numeroso contingente de candidatos y prometiendo ganarse a los votantes de todo el espectro político...

El demócrata Beto O’Rourke entró el jueves en la contienda presidencial de 2020, cimbrando un ya numeroso contingente de candidatos y prometiendo ganarse a los votantes de todo el espectro político, en un intento de transformar su repentina fama en una candidatura a la Casa Blanca.

El exlegislador de Texas comenzó su campaña haciendo un primer viaje a Iowa, el estado donde comienzan las elecciones primarias presidenciales. En la pequeña comunidad de Burlington, en el sureste de Iowa, se subió a un mostrador para hablar durante una parada en una cafetería.

“No permitamos que nuestras diferencias nos definan en este momento”, dijo O’Rourke ante unas 120 personas. “La historia nos llama a unirnos”.

Horas antes, O’Rourke entró en una cafetería de Keokuk mientras muchas cadenas de televisión transmitían en vivo. Respondió preguntas sobre su apoyo a la legalización federal de la marihuana, así como sobre la posibilidad de un salario universal, todo ello mientras hacía las marcadas gesticulaciones que lo caracterizan.

“En verdad no me importa la persuasión de su partido”, dijo.

Ese estilo vigoroso e improvisado fue lo que lo convirtió en una sensación en Texas y le permitió recaudar grandes cifras a nivel nacional, pero O’Rourke también dejó claro que no cree en las reglas de inmigración estrictas, una distinción que podría permitirle enfrentarse directamente con el presidente Donald Trump sobre el tema.

Trump se fijó más en los ademanes de O’Rourke que en sus planes políticos.

“Bueno, creo que mueve mucho las manos”, dijo el presidente a los reporteros en la Oficina Oval. “¿Está loco o así actúa siempre?”

Después de varias semanas de insinuar un anuncio, O’Rourke ahora debe demostrar si su entusiasmo por el contacto personal con los votantes se reflejará más allá de Texas. No ha demostrado grandes habilidades en política interna o exterior, y como hombre blanco, ingresa a una lista de candidatos que llama la atención por su inclusión de mujeres y personas de color.

Cuestionado en Burlington sobre cómo se diferenciaría de otros aspirantes presidenciales, O’Rourke dijo que no estaba seguro, pero que nunca le ha tenido miedo a trabajar de manera conjunta con los republicanos en el Congreso. Sin embargo, eso podría no ser suficiente para los demócratas ansiosos de presentar una férrea oposición a Trump, y hay otros candidatos a la Casa Blanca mucho más contrastantes.

“La razón por la que creo que soy la mejor candidata para la presidencia es muy diferente a la de él”, dijo el jueves la senadora por Nueva York Kirsten Gillibrand sobre O’Rourke. “Pienso que necesitamos un líder que vaya a pelear por los hijos de otras personas como pelea por los propios”.

En un email a sus simpatizantes, la senadora por California Kamala Harris destacó que un “número récord de mujeres y personas de color” buscan la presidencia, y añadió que está ansiosa por sostener “debates sustanciales” con candidatos, incluyendo a O’Rourke. La senadora por Massachusetts Elizabeth Warren envió un correo electrónico de recaudación de fondos en el que dijo: “Estoy segura que ya saben” de la postulación de O’Rourke.

___

Weissert reportó desde Austin, Texas. Los periodistas de Associated Press Thomas Beaumont en Des Moines, Iowa, y Elana Schor en Washington contribuyeron con este despacho.