Tres niños atrapados en un congelador en desuso murieron de asfixia, según determinó la autopsia el viernes. El congelador se encontraba en el jardín de su casa en el norte de Florida.

El comisario de Suwannee, Sam St. John, dijo que no había señales de traumatismos en los niños de 1, 4 y 6 años. Los cuerpos fueron hallados el domingo en una casa de las afueras de Live Oak después que se denunció su desaparición.

El diario Gainesville Sun informó que en la casa vivían dos familias: una mujer y su hija de 4 años y la abuela de los otros dos niños.

St. John dijo que la madre entró a la casa cuando los niños jugaban en un trampolín. Cuando regresó, habían desaparecido. Los niños no respiraban cuando los encontraron dentro del congelador, que tenía una traba que les impidió abrirlo.