Un diario de Maine que enojó a Stephen King al eliminar su sección de reseñas de libros locales está aprovechando la queja del escritor para aumentar su número de subscriptores.

King, quien vive en Bangor, se quejó el viernes sobre la decisión del Portland Press Herald de dejar de publicar reseñas de libros sobre Maine o de autores de Maine y exhortó a sus 5,1 millones de seguidores en Twitter a que reenvíen su mensaje. Las reseñas eliminadas eran escritas por periodistas independientes.

El periódico respondió prometiendo restablecer la sección si es que 100 de los seguidores de King compraban una subscripción digital al diario. Consigiuó su objetivo el sábado poco antes del mediodía.