Conservacionista aplaude reservas marinas de Argentina

La conservacionista estadounidense Kristine Tompkins dijo el jueves que la creación de los dos primeros parques marinos nacionales de Argentina es un hito que acerca al país a cumplir con el objetivo...

La conservacionista estadounidense Kristine Tompkins dijo el jueves que la creación de los dos primeros parques marinos nacionales de Argentina es un hito que acerca al país a cumplir con el objetivo recomendado por la ONU rumbo a 2020.

El Congreso de Argentina aprobó el miércoles la creación de las reservas marinas de “Yaganes” y “Namuncurá-Banco Burdwood II” en el extremo sur del mar argentino, que abarcarán un área combinada de 101.000 kilómetros cuadrados (39.000 millas cuadradas).

La medida incrementó las áreas marítimas protegidas del país a casi 10% del territorio total, con lo que se aproxima al objetivo que trazó la Convención sobre la Diversidad Biológica de Naciones Unidas hacia 2020. También protege el hábitat y los terrenos de alimentación de pingüinos, leones marinos, tiburones y otras especies marinas.

Tompkins es la viuda de Doug Tompkins, fundador de las compañías de ropa North Face y Espirit. La pareja destinó gran parte de su fortuna para adquirir enormes terrenos en la Patagonia, una región escasamente poblaba de ríos salvajes y otras bellezas naturales al sur de Chile y Argentina.

Desde que él falleció en un accidente de kayak en 2015, Tompkins ha seguido donando enormes extensiones de tierra en Chile y Argentina para protegerlas del desarrollo. Su grupo Tompkins Conservation también trabajó en conjunto con el gobierno argentino para la creación de las áreas marinas protegidas.

Tompkins dijo que las nuevas reservas marinas “han dado a Argentina un gran impulso hacia adelante” en la preservación marina.

“Hay leones marinos, algunas de las colonias de pingüinos más grandes del hemisferio... Es donde el Pacífico y el Atlántico chocan, así que pueden imaginarse la riqueza y diversidad que tiene esta zona. Es muy especial. Es un lugar único en la Tierra”, dijo en una entrevista telefónica desde Puerto Varas, en el sur de Chile.

“Al sur tenemos la Antártida, al oeste el Pacífico y el Atlántico al este, creando una incalculable riqueza en términos de vida marina.

Argentina “pasó de un muy bajo 2% (de áreas marinas protegidas) a casi el 10%”, destacó y añadió que aunque otros países de la región como el vecino Chile tienen un mayor porcentaje de áreas marinas protegidas, sigue siendo un parteaguas.

“Todo país debe empezar por algo y ayer Argentina lo hizo, y eso es lo que cuenta”, comentó Tompkins, quien recientemente fue designada como Embajadora de Áreas Protegidas de la ONU.

Tompkins Conservation asegura que las nuevas reservas marinas de Argentina “albergan aguas de pendientes continentales con arrecifes de coral de agua fría, un ecosistema que es considerado vulnerable a nivel mundial.

Los conservacionistas señalan que la reserva “Namuncurá-Burdwood Bank II” tiene un lecho marino profundo y cañones submarinos que albergan una enorme diversidad. La reserva de Yaganes permanece inexplorada en una buena parte pero es terreno de alimentación de algunas especies de aves marinas en peligro de extinción y hogar de la ballena sei, el rorcual común y otras especies marinas.