Acusan de contrabando de dinero en efectivo a cinco empleados del aeropuerto de Boston

  • Usaron sus credenciales de seguridad para eludir los puntos de revisión y contrabandear dinero en efectivo.
  • Entre los detenidos se encuentra un empleado de  Delta Air Lines.
  • Están acusados de lavado de dinero y estafar a la Administración de Seguridad en el Transporte (TSA).
Imagen de las pistas del aeropuerto de Boston.
Imagen de las pistas del aeropuerto de Boston.
Makkaaa (FLICKR)

Cinco empleados del Aeropuerto Logan de Boston fueron acusados el jueves de utilizar sus credenciales de seguridad para participar en una operación que pasó de contrabando más de 400.000 dólares en efectivo por el puerto aéreo.

La seguridad en los aeropuertos es muy importante y esta conducta es alarmante Cuatro miembros del equipo de operaciones terrestres de JetBlue Airways y un empleado del servicio a clientes de Delta Air Lines fueron arrestados bajo cargos de confabulación para lavar dinero y confabulación para estafar a la Administración de Seguridad en el Transporte (TSA).

Fiscales federales señalaron que los acusados usaron sus credenciales de seguridad para eludir los puntos de revisión dela TSA y contrabandear dinero en efectivo hacia áreas seguras como las salas de salida de pasajeros. A cambio, cada uno recibía presuntamente un pago de manos de un testigo que está cooperando con las autoridades, quien se hacía pasar como miembro de una organización de tráfico de drogas, aunque en realidad colaboraba con las autoridades.

"La seguridad en los aeropuertos es muy importante y conducta que alega es alarmante", dijo la fiscal federal Carmen Ortiz. "Gracias al trabajo duro de los investigadores federales y estatales y del personal de seguridad de aerolíneas, fue identificada peligrosa fisura en la seguridad".

Comparecen ante un tribunal

Los fiscales identificaron a los empleados de JetBlue como Rupert Crossley, de 25 años y vecino de Lynn; Alvin Leacock, de 27 y de Hollywood, Florida; Eric Vick, de 24 y de Boston, y Anthony Trotman, de 24 y de Boston. El empleado de Delta fue identificado como Dino Dunkley, de 31 años y de Boston. Vick y Dunkley están acusados de recoger el dinero de contrabando en vuelos de Boston a Florida.

Si son declarados culpables, cada uno enfrenta hasta 20 años de prisión Keith Halpern, abogado de Trotman, dijo que su cliente se declarará inocente.

Los abogados de los otros acusados no respondieron de inmediato mensajes de The Associated Press buscando sus comentarios.

Los hombres comparecieron por primera vez ante el tribunal el jueves y se ordenó que permanezcan detenidos hasta la próxima audiencia programada para la próxima semana. Si son declarados culpables, cada uno enfrenta hasta 20 años de prisión.

En una declaración jurada usada para la acusación penal, Stephen Valentine, agente especial de Investigaciones de Seguridad Nacional, dijo que los hombres tomaron dinero que creían era ganancia de la venta de drogas y burlaron los puntos de seguridad. Los fiscales dijeron que se completaron nueve transacciones de lavado de dinero por aproximadamente 417.000 dólares en efectivo.