Numerosas personas esperaron en cola bajo la lluvia el martes por la mañana para ser entre los primeros clientes en las dos primeras tiendas legales de marihuana recreativa en la costa este de Estados Unidos, más de dos años después de que los votantes en Massachusetts aprobaron la venta de la droga.

Las primeras tiendas comerciales de marihuana abrieron en Leicester y Northampton.

Entre los productos a la venta están varias variantes de la flor de la marihuana, cigarrillos y comestibles como barras de chocolate y brownies.

La marihuana recreativa es vendida legalmente en seis estados del oeste del país.

El primer cliente en la tienda en Leicester fue Stephen Mandile, un veterano de la guerra de Irak que ha estado usando marihuana para tratar su estrés postraumático, una lesión cerebral y dolores crónicos.

Los clientes fueron transportados a Cultivate, la tienda en Leicester, de un estacionamiento remoto a una milla de distancia mientras la policía mantenía una presencia discreta, pero visible, afuera.

Kenny Boisvert, de 33 años, se sintió complacido por su experiencia en la tienda.

"Es un lugar muy agradable. Mucho mejor que lo que esperaba”, dijo mientras esperaba para recoger las flores y comestibles que había comprado. "Pienso que si Massachusetts, uno de los estados más liberales del país, abre las tiendas recreacionales, puedo ver al resto del país haciéndolo, simplemente por los ingresos”.

La apertura de las tiendas de marihuana en Massachusetts ha sido lenta, pues los reguladores dijeron que deseaban asegurarse de que era hecho de forma segura y sin los problemas de suministros han enfrentado otros estados.

Las dos tiendas recibieron la aprobación final el viernes, pero tuvieron que esperar tres días para coordinar tránsito y otros asuntos.

Varias otras tiendas pudieran ser abiertas en los próximos meses.